DOMINGO, 16 de junio 2024

DOM, 16/6/2024

PROFESIONALES

El Colegio de Veterinarios de Madrid consigue la retirada de injurias contra una clínica: “Se han cargado a mi mascota”

El servicio gratuito de defensa reputacional de Colvema ha conseguido que se retiren comentarios injuriosos contra sus colegiados en redes

Felipe Vilas, presidente del Colegio de Veterinarios de Madrid.
Felipe Vilas, presidente del Colegio de Veterinarios de Madrid.

El Colegio de Veterinarios de Madrid consigue la retirada de injurias contra una clínica: “Se han cargado a mi mascota”

El servicio gratuito de defensa reputacional de Colvema ha conseguido que se retiren comentarios injuriosos contra sus colegiados en redes

Redacción - 20-04-2023 - 15:51 H - min.

“Pensaba que eran buenos profesionales, pero no lo son. Se han cargado a mi mascota. Sois unos sinvergüenzas”. Esta serie de comentarios aparecieron en las reseñas de Google de una clínica veterinaria madrileña.

El titular del centro, para defender su reputación profesional, se puso en contacto con el Colegio de Veterinarios de Madrid (Colvema) que, a través del Bufete Europeo de Abogados, cuenta con un equipo jurídico a disposición de los colegiados para reparar y reclamar daños patrimoniales y morales que causen menoscabo en el honor profesional por imputaciones o juicios de valor no veraces, injuriosos o vejatorios.

El bufete, tras estudiar el caso, procedió a remitir un burofax analizando cada una de las expresiones vejatorias y la posible repercusión legal de las mismas, ofreciendo a las personas que habían publicado los comentarios la posibilidad de borrar la reseña y retractarse de sus comentarios de forma expresa y pública, como forma de evitar la judicialización del asunto.

Como consecuencia de la gestión efectuada, las personas implicadas se retractaron de los comentarios efectuados en ese mismo medio, borraron las expresiones ofensivas y pidieron públicas disculpas por el comentario anterior.

Otro caso en el que intervino el Bufete Europeo de Abogados fue el de un colegiado afectado por una reseña de aparecida en Google,  donde se incluían expresiones como: “os recomiendo que no vengáis a este veterinario”, “tiene muy mal trato y le importan más las valoraciones de Google que las mascotas en sí”; “son fríos y cuando pueden ayudar a una mascota, no lo hacen, solo roban dinero”; efectuadas por el propietario del animal al que, tras múltiples consultas telefónicas, se le había derivado a la consulta presencial.

“Para conseguir subsanar la calificación ofensiva, nuestros abogados de nuevo remitieron un burofax a la persona que había efectuado los comentarios ofensivos, solicitándole la posibilidad de borrar la reseña y retractarse de sus comentarios, pero no accedió a ello”, explican desde Colvema.

A la vista de su negativa a rectificar sus comentarios, se interpuso un acto de conciliaciónprevio a la demanda judicial y, fruto de dicha actuación, la persona implicada accedió a borrar su comentario.

“Este servicio de Colvema, incluye gratuitamente una primera reclamación amistosa solicitando el cese en la intromisión al honor profesional, así como su rectificación a través del mismo medio en el que efectuó las imputaciones o juicios de valor; y, en caso de que el tercero no hubiera cesado y procedido a rectificar su actuación, se interpondrá la oportuna reclamación judicial en defensa de los intereses de los colegiados”, informan desde el Colegio de Veterinarios de Madrid.

VOLVER ARRIBA