MARTES, 28 de septiembre 2021, actualizado a las 16:33

MAR, 28/9/2021 | 16:33

MASCOTAS

Fallas 2021: Otro evento con fuegos artificiales que puede estresar a mascotas

El comienzo de las Fallas y su abundante pirotecnia vuelve a generar un ambiente de ruidos fuertes que puede producir miedo y ansiedad a los animales de compañía

Imagen de un ninot de las Fallas.
Imagen de un ninot de las Fallas.

Fallas 2021: Otro evento con fuegos artificiales que puede estresar a mascotas

El comienzo de las Fallas y su abundante pirotecnia vuelve a generar un ambiente de ruidos fuertes que puede producir miedo y ansiedad a los animales de compañía

Redacción - 01-09-2021 - 15:20 H

Este mes septiembre se están celebrando las átipicas Fallas 2021 en Valencia en un contexto de pandemia. De hecho, el alcalde de la ciudad, Joan Ribó, ha hecho un llamamiento a la ciudadanía para "disfrutar de los actos falleros desde la responsabilidad y el cumplimiento de las normas de seguridad".

La intención del consistorio es que sean “unas fallas seguras y a la vez divertidas", por lo que contarán con todos sus actos tradicionales, incluida la quema de los ninots o las primeras ‘mascletás’ que han arrancado oficialmente este mismo miércoles, que se caracterizan por su gran carga pirotécnica y el estruendo que esto provoca.

Los ruidos fuertes son un problema para muchos animales de compañía, especialmente para los perros. Sobre este asunto, el Grupo de Especialidad de Etología Clínica de Avepa (Gretca) cuenta con un artículo para abordar el estrés que sufren los perros por tormentas o fuegos artificiales.

Así, dan algunas estrategias beneficiosas, como son la creación de un refugio para el animal, y dan pautas sobre cómo debe ser la actitud del propietario ante la situación y la prevención en edades tempranas. También abordan el uso de productos ansiolíticos, y recuerdan que el veterinario es la persona apropiada para aconsejar sobre el uso de los mismos.

Respecto a la creación de un refugio, recomiendan buscar un lugar nuevo que pueda servir de escondite, algo que el perro no vaya a relacionar con su miedo. “Un transportín sin puerta o una caja grande sirven para este menester”, añaden.

Si es debajo de una mesa, se puede tapar con una manta para intentar aislar más la zona y darles más sensación de seguridad. “Igualmente, podemos cubrir el transportín y la caja con la manta”, señalan. Dentro del refugio se puede colocar una cama que le guste al perro, juguetes o premio; cualquier cosa que incremente la confortabilidad.

Este lugar tiene que estar a su disposición, pero no debe obligarse al perro a estar allí. Lo mejor es trabajarlo con anterioridad, mostrándole el sitio y administrándole premios comestibles. Por último, hay que tratar de insonorizar el exterior en la medida de lo posible, por ejemplo cerrando persianas y cortinas de la habitación. También se puede poner música tranquila.

NO HAY QUE FORZAR QUE EL ANIMAL SUPERE SUS MIEDOS

Respecto a la actitud del propietario, recomiendan que se acompañe al perro y si no está muy asustado jugar con él. “Nuestra tranquilidad es básica para mostrarle que no hay nada de qué preocuparse y si necesita estar cerca nuestro se lo debemos permitir. Por último, no intentemos que supere sus miedos enfrentándole a ellos: eso sólo empeora la situación”, afirman.

En cuanto a los cachorros, recomiendan que si se va a enfrentar a su primer evento con ruidos fuertes se le habitué días antes a los sonidos de los petardos con CDs de ruidos, al principio con el sonido bajo, y poco a poco, si está tranquilo, aumentando el volumen. También recomiendan crear un refugio y entretenerlo con jugetes.

Eso sí, recomiendan no sacar al cachorro a pasear cuando ya se oigan petardos y no dejarle solo esa noche, así como actuar tranquilo en todo momento.

TRATAMIENTO CON NUTRACÉUTICOS Y FEROMONAS

Por último, desde el Gretca recuerdan que existen fármacos indicados para el tratamiento del miedo a ruidos en el perro. La elección ha de hacerse en base a los signos que muestra el animal ante el estímulo aversivo, la duración requerida del efecto y a la respuesta a dicho fármaco.

Así, nombran las benzodiacepinas o los ∝2-agonistas o antidepresivos. También apuntan que existen nutracéuticos, recomendables si los signos de miedo son leves, o feromonas que ayudan en el tratamiento, pues se pueden aplicar en su zona segura.

Aunque el Gretca no menciona ningún producto en especial, en el mercado veterinario existen distintas opciones para calmar a los animales de compañía, tanto para perros como para gatos. Un ejemplo es Anxitane, de Virbac, unos comprimidos con L-teanina del té verde que tienen efecto relajante y pueden ser útiles ante situaciones de estrés.

Otro producto, también para perros y gatos, es el nutracéutico Composure Pro, que está basado en extracto de calostro bovino con péptidos bioactivos con propiedades calmantes, junto a otra combinación de compuestos que promueven un estado de calma sin provocar sedación ni cambios de personalidad y se puede administrar diariamente.

Por último, en lo relativo a las feromonas, existe Adaptil y Feliway, de Ceva, para perros y gatos, respectivamente, que contienen análogos sintéticos de las feromonas que transmiten seguridad a estos animales para poder tratar problemas de comportamiento relacionados con el estrés.

VOLVER ARRIBA
Uso de Cookies Cerrar

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.