MARTES, 12 de noviembre 2019, actualizado a las 9:49

MAR, 12/11/2019 | 9:49

GANADERÍA  |  PORCINORUMIANTESAVICULTURAEQUINO

El comportamiento animal, clave para identificar el dolor en caballos

Un estudio de la organización Animal Health Trust sugiere que analizar el comportamiento de los caballos con herramientas como el etograma puede dar pistas sobre si sufren algún tipo de afección musculoesquelética

GALERIA

El comportamiento animal, clave para identificar el dolor en caballos

Un estudio de la organización Animal Health Trust sugiere que analizar el comportamiento de los caballos con herramientas como el etograma puede dar pistas sobre si sufren algún tipo de afección musculoesquelética

Javier López Villajos - 15-05-2019 - 10:59 H

Un equipo de investigadores procedente de la fundación británica Animal Health Trust, dedicada a la investigación científica de la salud animal, revela a través de un estudio que los veterinarios pueden identificar el dolor que producen las afecciones musculoesqueléticas de los caballos con tan solo evaluar el comportamiento de estos animales.

Desde Animal Health Trust sostienen que los caballos, con asiduidad, experimentan el dolor de manera asintomática, por lo que es fundamental que los veterinarios que los tratan estén entrenados para detectar cualquier anomalía en su estado de salud.

Por ello, este estudio confirma que, mediante el uso de un etograma, una herramienta que registra de forma cuantitativa valores asociados al comportamiento de un animal, los veterinarios pueden identificar más claramente el dolor, que a su vez puede causar afecciones como la cojera.

Dirigido por Sue Dyson, directora de Ortopedia Clínica en el Centro de Estudios Equinos del Animal Health Trust, el estudio comparó la aplicación en tiempo real del etograma con el análisis de las grabaciones de vídeo de los caballos. Para ello, fueron utilizados veinte caballos con sus respectivos jinetes. Durante este experimento se evaluó la condición física del animal, además del ajuste y la comodidad que proporcionaba la silla de montar.

Estos veinte caballos realizaron un calentamiento de quince minutos antes de realizar una prueba de doma, durante la cual se registraron hasta veinticuatro patrones de comportamiento asociados a la cojera, dadas las anomalías observadas en el galope. Con todo, se detectó además que once de estos caballos tenían mal ajustadas sus sillas de montar, lo que les provocaba una tensión muscular en la espalda.

"El estudio confirma que con un entrenamiento básico, los veterinarios pueden usar el etograma como una herramienta efectiva para ayudar a identificar el dolor musculoesquelético que podría reflejar la cojera o dolor de espalda o sacroilíaco", señala Dyson, tras comprobar los resultados obtenidos por ambas pruebas.

VOLVER ARRIBA
Uso de Cookies Cerrar

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.