LUNES, 27 de mayo 2019, actualizado a las 13:28

LUN, 27/5/2019 | 13:28

PROFESIONALES

La rehabilitación veterinaria logra curar la cojera de un perro policía

Los profesionales del Hospital de la Facultad Veterinaria de la Universidad de Wisconsin consiguen que Leon, un perro policía afectado por una persistente cojera, vuelva a patrullar gracias a una serie de sesiones de rehabilitación física

GALERIA

La rehabilitación veterinaria logra curar la cojera de un perro policía

Los profesionales del Hospital de la Facultad Veterinaria de la Universidad de Wisconsin consiguen que Leon, un perro policía afectado por una persistente cojera, vuelva a patrullar gracias a una serie de sesiones de rehabilitación física

Javier López Villajos - 14-03-2019 - 14:12 H

Un equipo de profesionales compuesto por veterinarios especialistas en ortopedia y rehabilitación física del Hospital de la Facultad Veterinaria de la Universidad de Wisconsin (UWVC, por sus siglas en inglés) logra que Leon, un perro policía aquejado de una dolorosa cojera, se recupere y vuelva a patrullar mediante la realización de una serie de sesiones de rehabilitación física.

Leon es un perro policía que forma parte de la unidad canina K-9 en la Oficina del Sheriff del Condado de Manitowoc, en el Estado norteamericano de Wisconsin. Allí se dedica a la detección de drogas y al rastreo de sospechosos de un crimen o de personas desaparecidas. Todo ello guiado por Chris Hemauer, su compañero de patrulla, quien se percató de que el animal sentía dolor en las patas traseras, por lo que Leon no tardó en quedarse fuera de servicio.

"Siguió cojeando a pesar de recibir tratamiento", señala Hemauer, quien buscó una segunda opinión en el UWVC, confiando en que la reputación de sus profesionales y los avances de sus recursos tecnológicos contribuyeran a encontrar un remedio para la cojera de Leon. Hemauer también aprovechó el descuento que ofrecen los servicios veterinarios del UWVC para el tratamiento de los perros que pertenecen a las unidades caninas K-9 de la Policía gracias a la firma de un acuerdo en 2016.

Ya en el UWVC, a Leon se le realizó un examen ortopédico que puso de manifiesto que los flexores, los músculos encargados de flexionar y estabilizar la cadera, estaban lesionados y que esa era la causa más probable de su cojera. Tras realizarle este diagnóstico, los veterinarios prescribieron al animal una baja de ocho semanas con actividad reducida para lograr la recuperación definitiva, además de complementarla con una serie de sesiones de rehabilitación física guiada por la especialista Courtney Arnoldy.

UNA RUTINA DE EJERCICIOS FÍSICOS

Durante estas sesiones, Arnoldy formó a Hemauer sobre técnicas de masaje y estiramiento, seguidas de una variedad de ejercicios de intensidad gradual para fortalecer los flexores de Leon. Así, y mediante golosinas ofrecidas como estímulo, Hemauer entrenó a Leon para que se mantuviera quieto en una tabla de equilibrio, levantara y bajara sus patas delanteras, sorteara obstáculos y se deslizara por rampas.

Esta rutina fue trasladada a la casa de Hemauer, donde siguió entrenando a Leon. “Todos los ejercicios pautados resultaron efectivos”, detalla el policía, quien destacó que Leon andaba mejor. Con todo, Arnoldy le enseñó a Hemauer diferentes técnicas que podrían ayudar a Leon a prevenir la tensión muscular en el futuro.

Tras unos meses, Leon estaba completamente recuperado y volvió a patrullar junto a Hemauer, quien asegura que la mera presencia del animal es fundamental para mantener protegida a la ciudadanía, ya sea para atrapar a delincuentes o para localizar a personas mayores con pérdida de memoria que se alejaron demasiado de sus hogares. “No hay tecnología que supere al olfato de un perro”, matiza Hemauer.

En opinión de Arnoldy, "estos policías y sus perros tienen una relación de respeto mutuo que hace que sean más que compañeros de trabajo y que se conviertan en familia”, añadiendo que, “la motivación y el compromiso con el plan de rehabilitación son fundamentales para mejorar la comodidad y la movilidad del animal con el fin de que vuelva a prestar sus servicios a la comunidad”.

 

  • GALERIA

    Leon, el perro policía aquejado por una dolorosa cojera, recuperado tras realizar las sesiones de rehabilitación veterinaria

VOLVER ARRIBA
Uso de Cookies Cerrar

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.