MIÉRCOLES, 25 de noviembre 2020, actualizado a las 6:55

MIÉ, 25/11/2020 | 6:55

PROFESIONALES

Coronavirus: ¿Es seguro el aire acondicionado en clínicas veterinarias?

El Gobierno ha publicado recomendaciones sobre el uso de sistemas de climatización y ventilación en edificios y locales comerciales, como los centros veterinarios, para prevenir la expansión del Covid-19

El Gobierno de España ha publicado una serie de consejos referentes a los sistemas de climatización y el Covid-19.
El Gobierno de España ha publicado una serie de consejos referentes a los sistemas de climatización y el Covid-19.

Coronavirus: ¿Es seguro el aire acondicionado en clínicas veterinarias?

El Gobierno ha publicado recomendaciones sobre el uso de sistemas de climatización y ventilación en edificios y locales comerciales, como los centros veterinarios, para prevenir la expansión del Covid-19

Redacción - 24-06-2020 - 16:28 H

Este sábado 20 de junio daba comienzo el verano, y en las últimas semanas ya se empieza a notar la subida de las temperaturas. Debido a la crisis sanitaria provocada por la expansión del coronavirus, que aún sigue circulando, a los veterinarios les puede surgir la duda de si pueden o es seguro encender los sistemas de aire acondicionado de las clínicas.

Y es que, según la información del Ministerio de Sanidad, la principal vía por la que el SARS-CoV-2 se expande es a través de las secreciones de personas infectadas, principalmente por contacto directo con gotas respiratorias de más de 5 micras, capaces de transmitirse a distancias de hasta 2 metros. De ahí la idea de que se transmite por el aire. También se puede expandir a través del contacto con superficies contaminadas.

Para aclarar la situación, el Gobierno de España ha publicado una guía con recomendaciones sobre el uso y mantenimiento de los sistemas de climatización y ventilación de edificios y locales comerciales. El documento establece una serie de criterios técnicos para proteger la salud pública, con el objetivo de prevenir la propagación del Covid-19 en espacios y locales públicos con ventilación o climatización mecánica, como pueden ser oficinas, centros comerciales, instalaciones deportivas o culturales y clínicas o centros veterinarios, entre otros.

La guía ha sido coordinada por técnicos del Ministerio de Sanidad, del Ministerio de Transición Ecológica y Reto Demográfico y del Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía, con la participación de expertos en salud pública, sanidad ambiental, aerobiología e instalaciones de climatización y ventilación. Además, se han tenido en cuenta las recomendaciones de las agencias internacionales, organizaciones profesionales y sociedades científicas. 

El documento enfatiza que la ventilación es un factor muy importante, y señala que se ha demostrado que el riesgo de contagio por vía aérea del virus en el interior de edificios mal ventilados es mayor. Para asegurar que la ventilación sea correcta, aconsejan un valor mínimo de renovación de aire, que se puede regular en dos direcciones, o aumentando la ventilación o reduciendo la ocupación de los espacios.

Respecto a la temperatura, la guía indica que aunque hay distintos estudios sobre la desactivación del coronavirus en base a la temperatura y humedad de la superficie donde se encuentre, en algunos casos son contradictorios. Por tanto, no es recomendable variar los grados recomendados de los edificios, pues estos no afectan a la desactivación del virus, y las condiciones que la permitirían, especialmente por condiciones térmicas (por encima de 30 grados) no son compatibles con una actividad en los locales.

Otro de los puntos que destacan en la guía elaborada por el Gobierno, que incluye numerosos aspectos técnicos, es que recomienda, para aquellos dispositivos que lo posibiliten, eliminar o reducir la recirculación del aire siempre que las condiciones de operación lo permitan. Asimismo, los técnicos del Gobierno aconsejan que si existe un sistema de extracción específico para la zona de aseo u otras zonas anexas, se mantenga activo de forma permanente

Además, cuando el edificio, en origen, no disponga de sistemas de ventilación mecánica, la guía recomienda la apertura de ventanas accesibles, favoreciendo la ventilación cruzada. Es más, se aconseja realizar una ventilación regular con ventanas incluso en edificios con ventilación mecánica.  Por otro lado, entre las recomendaciones está aumentar, tanto como sea técnicamente posible, la filtración del aire recirculado si el equipo lo permite, y siempre y cuando se garantice el caudal de aire nominal del equipo. 

VENTILACIÓN DE LA CLÍNICA VETERINARIA ANTE UN CASO POSITIVO DE COVID-19

Ante un posible caso positivo de Covid-19, la guía elaborada por el Gobierno recomienda que el espacio donde se haya alojado la persona sea ventilado durante, al menos, cuatro horas, y la ventilación debe comenzar al menos dos horas antes de iniciar las labores de desinfección.

Dentro del protocolo de limpieza y desinfección del espacio, se recomienda incluir las rejillas de impulsión y retorno de aire; la extracción, la limpieza y desinfección del filtro de la unidad interior si la hubiera (fancoil, split); y la limpieza y desinfección de la unidad interior, si existe, pulverizando una solución desinfectante.

Por último, la guía recuerda que no se pueden usar equipos basados en la generación de ozono en locales con presencia de personas y que la Organización Mundial de la Salud (OMS) advierte contra la utilización de las lámparas UV-C para desinfectar las manos o cualquier otra superficie de la piel. Por tanto, no se recomienda su uso en ambientes en los que haya presencia de personas. 

ACCEDE A LA GUÍA COMPLETA

VOLVER ARRIBA
Uso de Cookies Cerrar

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.