DOMINGO, 25 de octubre 2020, actualizado a las 5:34

DOM, 25/10/2020 | 5:34

POLÍTICA

La erradicación de la peste de los pequeños rumiantes sin fondos

El plan para erradicar, en todo el mundo, la peste que afecta a cabras y ovejas se ha visto frenado por la falta de capital. La Organización Mundial de la Sanidad Animal pretendía eliminar la enfermedad, que tiene una mortalidad del 90%, en el 2030

La erradicación de la peste de los pequeños rumiantes sin fondos

La erradicación de la peste de los pequeños rumiantes sin fondos

El plan para erradicar, en todo el mundo, la peste que afecta a cabras y ovejas se ha visto frenado por la falta de capital. La Organización Mundial de la Sanidad Animal pretendía eliminar la enfermedad, que tiene una mortalidad del 90%, en el 2030

Redacción - 05-10-2018 - 13:50 H

La campaña mundial para erradicar la peste de los pequeños rumiantes, una enfermedad muy contagiosa que afecta a ovejas y cabras, necesita aún financiación por valor de 340 millones de dólares y medios técnicos en los países pobres.

El subdirector general de la Organización Mundial de Sanidad Animal (OIE), Matthew Stone, explicó en un acto en Roma que uno de los principales problemas que están teniendo en muchos países para desarrollar esa iniciativa es la falta de capacitación técnica.

"No lograremos el fin de la peste de los pequeños rumiantes hasta que no veamos avances" en ese aspecto y en otros, como la movilización de recursos, la coordinación o la investigación científica, afirmó Stone.

La OIE y la Organización de la ONU para la Alimentación y la Agricultura (FAO) iniciaron en 2016 una campaña para erradicar esa enfermedad antes de 2030, como ya se hizo en el pasado con la viruela y la peste bovina.

La primera etapa, de cinco años, está valorada en casi 1.000 millones de dólares, aunque todavía tiene un agujero de 340 millones que los donantes no han cubierto, a pesar de que el pasado septiembre más de 45 países se comprometieron a aportar fondos en una conferencia en Bruselas.

El 47 % del presupuesto iría destinado a la vacunación, clave para proteger a los animales de por vida, según el plan propuesto, que subraya la necesidad de reforzar los servicios veterinarios en los países en desarrollo.

La enfermedad, capaz de matar a hasta el 90 % de los animales infectados, está presente en más de 70 países en África, Oriente Medio y Asia, y en los últimos años se han detectado nuevos brotes en otros, como Mongolia y Bulgaria.

Se estima que causa pérdidas anuales de más de 2.000 millones de dólares, representando una amenaza para los 300 millones de familias rurales que dependen del ganado de ovejas y cabras.

VOLVER ARRIBA
Uso de Cookies Cerrar

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.