DOMINGO, 21 de abril 2024

DOM, 21/4/2024

GANADERÍA  |  PORCINORUMIANTESAVICULTURAEQUINO

Baleares rebaja algunos controles tras su declaración como zona libre de tuberculosis bovina

Las Islas Baleares agradecen este hito a los servicios veterinarios oficiales y el conjunto del sector ganadero

El director general de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural, Fernando Fernández, y la consejera de Agricultura, Maria Asunción de la Concha.
El director general de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural, Fernando Fernández, y la consejera de Agricultura, Maria Asunción de la Concha.

Baleares rebaja algunos controles tras su declaración como zona libre de tuberculosis bovina

Las Islas Baleares agradecen este hito a los servicios veterinarios oficiales y el conjunto del sector ganadero

Redacción - 31-01-2023 - 12:19 H - min.

La Consejería de Agricultura, Pesca y Alimentación de las Islas Baleares, a través de la Dirección General de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural, ha remitido una nota informativa al sector ganadero bovino de la región sobre qué supone y de qué manera se pueden flexibilizar algunas medidas vigentes tras la declaración por parte de la Comisión Europea de Baleares como zona libre de la tuberculosis bovina.

El Diario Oficial de la Unión Europea declaró el pasado 20 de enero a las Baleares como zona libre de la enfermedad. La dirección general había remitido el mes de junio del 2022 la petición a la Comisión Europea con los datos y resultados de los controles realizados los últimos años.

Según el director general de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural, Fernando Fernández, “es una noticia positiva porque después de muchos años lo hemos conseguido, es un éxito del servicio de ganadería, de todos los profesionales que se dedican a la sanidad animal, y en definitiva del trabajo que hemos hecho con el sector, porque redunda también en la salud pública”.

Se refiere, de este modo, al trabajo hecho por parte de los servicios veterinarios oficiales, el Instituto de Investigación y Formación Agroalimentaria de las Illes Balears (IRFAP), las Asociaciones de Defensa Sanitaria (ADS) y los titulares de las explotaciones ganaderas que, año tras año, han ejecutado los programas sanitarios de vigilancia, lucha y control para erradicar esta enfermedad.

Las Islas Baleares son, junto con las Islas Canarias, Cataluña, Galicia, Murcia, País Vasco y Asturias, los territorios de España que la Unión Europea reconoce como libres de tuberculosis.

EL TRABAJO DE CONTROL DE TUBERCULOSIS BOVINA NO ACABA

Con la declaración como zona libre de tuberculosis, desde Baleares aseguran que no acaba el trabajo de control y vigilancia de esta enfermedad, pero sí que se puede rebajar y flexibilizar la intensidad de los controles y las pruebas que se efectúan a los vacunos de explotaciones ganaderas de las islas.

De este modo, se podrán dejar de hacer pruebas a los animales objeto de movimientos para vida (para engorde o para reproducción) dentro del ámbito de las Islas Baleares y también el movimiento hacia otras comunidades autónomas que disponen de la misma calificación sanitaria en cuanto a esta enfermedad. El 2022 se hicieron 204 controles de movimiento a explotaciones ganaderas que afectaron a 1.016 animales.

En cuanto a la entrada de animales para vida, como reproductores, procedentes otras comunidades autónomas con el mismo nivel sanitario, quedan exentos de controles previos, pero se mantienen los controles en las explotaciones de destino para garantizar las condiciones sanitarias óptimas de la comunidad. Estos controles afectaron sólo a 4 animales el 2022.

Finalmente, el muestreo del rebaño vacuno de las explotaciones existentes en las Baleares se mantendrá, dados los niveles de prevalencia de los últimos años y el reducido número de explotaciones existentes. Así, los dos primeros años, 2023 y 2024, se someterán a pruebas un número similar al de 2022.

El programa de erradicación de la tuberculosis y la vacuna se implantó en España en los noventa. Se trata de una enfermedad infecciosa que afecta el ganado vacuno así como a otros animales domésticos y salvajes. Es una zoonosis, y como tal, afecta la salud pública.

VOLVER ARRIBA