LUNES, 15 de julio 2024

LUN, 15/7/2024

PROFESIONALES

Veterinarios españoles analizan las características clínicas del estornudo inverso en los perros

Un grupo de investigadores ha estudiado las características clínicas del estornudo inverso en 30 perros

El estornudo inverso en los perros siempre debe investigarse lo suficiente.
El estornudo inverso en los perros siempre debe investigarse lo suficiente.

Veterinarios españoles analizan las características clínicas del estornudo inverso en los perros

Un grupo de investigadores ha estudiado las características clínicas del estornudo inverso en 30 perros

Redacción - 29-11-2022 - 09:13 H - min.

El estornudo inverso es un motivo frecuente de consulta veterinaria, pero existe escasa información clínica. Por ello, un grupo de investigadores de la Universidad de Murcia, la Católica de Valencia y la Universidad de Utretch ha llevado a cabo un estudio para describir sus características.

Para ello utilizaron una cohorte de 30 perros en la que evaluaron retrospectivamente la señalización, las características clínicas, los resultados de las pruebas diagnósticas, el diagnóstico final y la evolución. El sexo y el estado de castración se distribuyeron por igual en las categorías de diagnóstico.

En el grupo de perros hubo una representación significativamente mayor de animales tipo ‘toy’ (tamaño pequeño (5–15 kg, 27%), en comparación con perros medianos (15–30 kg, 17%) y perros de tamaño grande (>30 kg, 7%).

El estornudo inverso fue la principal preocupación del propietario en muchos de los casos (67%) y en muchos de ellos se presentaba de manera crónica (60%, > 3 meses), con más de un episodio a la semana (60%).

La mayoría de los casos tenían un signo clínico respiratorio adicional (63%) y un examen físico sin complicaciones (63%). Los trastornos inflamatorios de la vía aérea estuvieron presentes en el 57% de los casos, seguidos de los trastornos anatomofuncionales (27%) y los cuerpos extraños nasales/nasofaríngeos (10%). Además, dos perros (7%) permanecieron como diagnósticos abiertos.

Los episodios fueron persistentes a pesar del tratamiento en el 61% de los perros con seguimiento. “Aunque algunos perros manifiestan episodios poco frecuentes de estornudo inverso, siendo por lo demás normal, debe considerarse un marcador de irritación potencial de la mucosa nasofaríngea y siempre debe investigarse lo suficiente”, concluyen.

VOLVER ARRIBA