MARTES, 24 de mayo 2022, actualizado a las 2:20

MAR, 24/5/2022 | 2:20

PROFESIONALES

Resistencia a antibióticos: Las especies animales y bacterianas que quiere vigilar Europa

Un grupo de expertos ha establecido en un artículo el alcance preliminar de la red de vigilancia de resistencias antimicrobianas en veterinaria (EARS-Vet), que incluirá 6 especies animales y 11 especies bacterianas

Cristina Muñoz, coordinadora del Plan Nacional frente a la Resistencia a los Antibióticos (PRAN).
Cristina Muñoz, coordinadora del Plan Nacional frente a la Resistencia a los Antibióticos (PRAN).

Resistencia a antibióticos: Las especies animales y bacterianas que quiere vigilar Europa

Un grupo de expertos ha establecido en un artículo el alcance preliminar de la red de vigilancia de resistencias antimicrobianas en veterinaria (EARS-Vet), que incluirá 6 especies animales y 11 especies bacterianas

Francisco Ramón López - 27-01-2022 - 11:17 H - min.

Europa sigue trabajando en la red de vigilancia de la resistencia a los antimicrobianos en medicina veterinaria (EARS-Vet), un marco común para armonizar e impulsar sistemas de vigilancia de resistencias antimicrobianas (RAM) en animales, tanto de producción como de compañía.

Tras dar algunas claves en un artículo científico que recogió Animal’s Health, los impulsores de EARS-Vet, entre ellos la veterinaria Cristina Muñoz, coordinadora del Plan Nacional frente a la Resistencia a los Antibióticos (PRAN), han redactado un nuevo artículo en el que dan más detalles. También participa desde el PRAN Paloma Crespo.

Este nuevo informe cuenta con 26 expertos de 13 países que planean implementar EARS-Vet: República Checa, Dinamarca, Estonia, Finlandia, Francia, Alemania, Irlanda, los Países Bajos, Noruega, Suecia, Bélgica, Grecia y España. Algunos de ellos ya contaban con sistemas nacionales de vigilancia de resistencias en veterinaria.

En él, tratan de concretar el alcance preliminar del sistema, proponiendo qué especies, bacterias y antimicrobianos deberían de vigilarse en un principio, siempre sin olvidar la perspectiva ‘One Health’, que es una de las bases del proyecto.

En el análisis contaron con veterinarios que trabajan en la vigilancia de resistencias antimicrobianas, y tuvieron en cuenta cómo de factible sería el seguimiento de las especies y bacterias elegidas en cada uno de los países participantes, teniendo en cuenta su infraestructura de vigilancia.

Finalmente, el grupo de expertos decidió incluir 6 especies animales en el alcance de EARS-Vet, cubriendo tanto animales productores de alimentos como animales de compañía. Estas especies fueron bovinos, porcinos, pollos (pollos de engorde y gallinas ponedoras), pavos, gatos y perros.

LAS PRINCIPALES BACTERIAS IMPULSORAS DEL USO VETERINARIO DE ANTIBIÓTICOS

Para cada especie animal se seleccionaron los principales patógenos bacterianos, considerados impulsores importantes del uso veterinario de antimicrobianos en Europa. Algunos de ellos también son directamente relevantes para la salud pública, como Staphylococcus aureus, que sigue siendo una brecha importante en el monitoreo de RAM en el sector animal que EARS-Vet podría contribuir a llenar.

También se seleccionaron 11 especies bacterianas que se deberían monitorizar, incluida S. auereus: Escherichia coli, Klebsiella pneumoniae, Mannheimia haemolytica, Pasteurella multocida, Actinobacillus pleuropneumoniae , Staphylococcus pseudintermedius, Staphylococcus hyicus, Streptococcus uberis, Streptococcus dysgalactiae y Streptococcus suis.

Asimismo, compendiaron los antimicrobianos de relevancia animal y humana para cada una de las bacterias, cubriendo todas las categorías, como tetraciclinas, y se complementaron con antimicrobianos de interés más específico para la salud pública, como carbapenémicos.

También se abogó por tener en cuenta la información sobre el tipo de producción y la edad de los animales, algo que consideraron esencial para el seguimiento de la RAM, ya que pueden influir drásticamente en los niveles de resistencias dentro de la misma especie animal.

“Con este alcance, EARS-Vet tiene el potencial de llenar importantes vacíos en la vigilancia de la RAM en Europa, al cubrir animales de compañía, patógenos bacterianos animales y antimicrobianos de relevancia para la medicina veterinaria, que no están cubiertos en EARS-Net y el monitoreo de la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA)”, señalan.

Por último, concluyen aclarando que el alcance de EARS-Vet debe revisarse y ampliarse, a medida que cambia la epidemiología de las resistencias antimicrobianas, se vayan sumando más países y cambie la viabilidad de vigilar combinaciones específicas.

VOLVER ARRIBA