DOMINGO, 29 de enero 2023, actualizado a las 3:33

DOM, 29/1/2023 | 3:33

PROFESIONALES

Psicólogos y veterinarios alertan de los efectos de la pirotecnia en personas y mascotas en Navidad

Los colegios de veterinarios y psicólogos de Baleares se han unido para reclamar más campañas de sensibilización y que se promuevan alternativas a los fuegos artificiales

Ramón García, presidente del Colegio de Veterinarios de Baleares.
Ramón García, presidente del Colegio de Veterinarios de Baleares.

Psicólogos y veterinarios alertan de los efectos de la pirotecnia en personas y mascotas en Navidad

Los colegios de veterinarios y psicólogos de Baleares se han unido para reclamar más campañas de sensibilización y que se promuevan alternativas a los fuegos artificiales

Redacción - 20-12-2022 - 12:35 H - min.

Los colegios oficiales de veterinarios (COVIB) y de Psicología (COPIB) de las Islas Baleares alertan del nocivo impacto de la pirotecnia sobre la salud de los animales y de las personas y piden a las corporaciones locales que tomen medidas al respecto ante la llegada de las fiestas de Navidad.

Para plasmar sus reclamaciones, los representantes de los veterinarios y psicólogos han enviado a la Federación de Entidades Locales de las Islas Baleares (FELIB) una carta y un documento con una serie de recomendaciones y propuestas de regulación y convivencia.

La intención es que la FELIB remita esta información a todas las corporaciones locales de las Islas Baleares para que actúen en consecuencia. El presidente del COVIB, Ramón García, y el decano del COPIB, Javier Torres, han firmado el documento.

El objetivo de esta acción es la mejora de la convivencia, promoviendo la reducción de la duración de estas actividades, la concienciación de la población sobre el impacto de la pirotecnia en los animales y las personas afectadas, así como el posible uso de pirotecnia más silenciosa o su sustitución por espectáculos de luces u otras alternativas.

Las propuestas enviadas han sido elaboradas por el Grupo de Especialistas en Medicina del Comportamiento Animal (ETOCOVIB) y cuentan con el visto bueno del COPIB, que ha hecho sus aportaciones.

Así, abogan por la realización de campañas de sensibilización que sean a la vez educativas (carteles, vídeos), para llegar de la forma más didáctica posible a una ciudadanía que no siempre conoce esta realidad; la regulación de los horarios y lugares en los que se puede hacer uso de la pirotecnia y el control de los puestos de venta; y la promoción de otras posibilidades, como pirotecnia más silenciosa o espectáculos con drones.

El documento recoge, asimismo, distintos ejemplos de acciones municipales que se han llevado a cabo al respecto, algunas de ellas realizadas en municipios de la isla de Mallorca.

EFECTOS EN ANIMALES Y PERSONAS

“En el caso de los animales, tanto domésticos como silvestres, el impacto es destacable, generando problemas de salud debido al miedo y la ansiedad provocadas, lo que afecta directamente a su bienestar. Todos los cuerpos policiales conocen que al día siguiente de Año Nuevo encontrarán animales que se han extraviado en su intento infructuoso por huir del escándalo. Esto los que tienen suerte y son hallados. Otros no sobrevivirán o quedarán con secuelas etológicas a largo plazo”, señala Ramón García.

Según se explica en el documento, en el caso de las personas “están bien reconocidas sus implicaciones en la salud psicológica de determinados colectivos, como los niños pequeños y, muy especialmente, las personas que sufren hiperacusia, que es el caso de las personas con TEA (trastorno del espectro autista), que está demostrado que no perciben los estímulos auditivos de una forma normal, lo que les condiciona a reaccionar muy significativamente frente a ruidos de alto impacto, como es el caso de cohetes, petardos y fuegos pirotécnicos empleados habitualmente en las celebraciones de las fiestas navideñas. Sentimientos de miedo, ansiedad e ira son algunos de los síntomas que experimentan”.

El presidente del COVIB asegura que son "conscientes del breve plazo para poder aplicar la totalidad de las propuestas presentadas, pero es una realidad que esta problemática deberá abordarse más pronto que tarde, tanto por motivos de salud pública como de bienestar animal”.

El COVIB y COPIB se han puesto a disposición de los ayuntamientos que lo necesiten para apoyar las iniciativas que tomen y para ofrecer la colaboración para trabajar conjuntamente.

VOLVER ARRIBA