JUEVES, 23 de mayo 2019, actualizado a las 9:06

JUE, 23/5/2019 | 9:06

PROFESIONALES

MIR: 8.402 plazas de especialidades sanitarias y cero para veterinarios

La profesión veterinaria se queda otro año más fuera del examen de la convocatoria de plazas de formación sanitaria al no contar con ninguna especialidad

GALERIA

MIR: 8.402 plazas de especialidades sanitarias y cero para veterinarios

La profesión veterinaria se queda otro año más fuera del examen de la convocatoria de plazas de formación sanitaria al no contar con ninguna especialidad

Francisco Ramón López - 01-02-2019 - 12:55 H

El 2 de febrero se ha realizado el examen de acceso de la convocatoria 2018/2019 de plazas de formación sanitaria especializada para médicos, farmacéuticos, enfermeros y otros graduados o licenciados universitarios del ámbito de la psicología, la química, la biología y la física. En total, 35.114 aspirantes de toda España competirán por 8.402 plazas, que en casos como el de los médicos son un requisito para trabajar en el sector público.

Este año las plazas quedan repartidas de esta manera: 6.797 para medicina, 1.092 para enfermería, 267 para Farmacia, 141 para Psicología, 49 para Biología, 22 para Química, y 34 para Radiofísica. Así, aunque biólogos y químicos optan a 49 y 22 plazas, respectivamente, en cuatro especialidades (Análisis clínicos, Bioquímica, Inmunología, Microbiología y Parasitología y Radiofarmacia) e incluso 34 físicos pueden especializarse en Radiofísica hospitalaria, la veterinaria aún está lejos de tener su primera especialidad.

Todo esto a pesar de ser considerada por la Ley General de Sanidad y la de Ordenación de Profesiones Sanitarias como una licenciatura sanitaria, algo que solo comparten las carreras de medicina, farmacia y odontología. Los psicólogos, químicos y biólogos, sin embargo, necesitan un título de especialista en Ciencias de la Salud para ser considerados de esta forma.

Es por situaciones como esta, en las que existe ya un MIR, un EIR, un FIR, un PIR, un BIR, un QIR e incluso un RFIR, por las que el presidente del Consejo General de Colegios Veterinarios de España (CGCVE), Juan José Badiola, ha salido a defender en multitud de ocasiones —también con Animal’s Health—, la importancia de los veterinarios dentro del ámbito de la salud pública, y de una buena formación reglada y organizada desde el Gobierno. Y es que ya existe una especialidad sanitaria de salud pública (Medicina preventiva y salud pública), pero es exclusiva de médicos.

Sin embargo, el Ministerio de Sanidad, que cuenta con profesionales veterinarios en organismos como la Agencia de Medicamentos y Productos Sanitarios (Aemps) y la de Consumo, Seguridad Alimentaria y Nutrición (Aecosan), no ofrece ningún tipo de enseñanza al sector de la salud animal ni nada parecido a la figura del veterinario interno residente.

“El sistema MIR garantiza que cualquier médico, incluso los de familia, estén preparados y formados como dios manda”, defiende Badiola, que asegura que es algo que se “ha notado”, pues “ha habido una elevación del nivel de la medicina española enorme”.

El representante de los veterinarios también ha explicado que la especialidad de salud pública es solo una, y la más conocida, de las que baraja el sector veterinario, pues desde el CGCVE también están valorando que los veterinarios que trabajan en los animalarios de los hospitales, y que crían y cuidan de los animales de laboratorio, cuenten con una etapa de formación con residencia en un centro hospitalario.  

VOLVER ARRIBA
Uso de Cookies Cerrar

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.