MIÉRCOLES, 22 de mayo 2019, actualizado a las 0:50

MIÉ, 22/5/2019 | 0:50

PROFESIONALES

Los veterinarios vigilan la seguridad alimentaria en la fiesta de Bilbao

Dos veterinarios y dos ayudantes son los encargados de realizar las inspecciones sanitarias de los distintos establecimientos del recinto festivo de las fiestas de Aste Nagusia. Hasta el momento se han retirado 60 kilos de carne en puestos ilegales de venta ambulante

GALERIA
Fiestas de Aste Nagusia 2018. Fuente: Ayuntamiento de Bilbao.

Los veterinarios vigilan la seguridad alimentaria en la fiesta de Bilbao

Dos veterinarios y dos ayudantes son los encargados de realizar las inspecciones sanitarias de los distintos establecimientos del recinto festivo de las fiestas de Aste Nagusia. Hasta el momento se han retirado 60 kilos de carne en puestos ilegales de venta ambulante

Fernando Núñez Benítez - 23-08-2018 - 13:00 H

Desde que comenzara la semana grande de Bilbao con las fiestas de Aste Nagusia el pasado 18 de agosto, el Área de Salud y Consumo del Ayuntamiento bilbaíno está vigilando "el buen estado higiénico-sanitario de bebidas y alimentos que se distribuyan en las txosnas (taberna) y en otros establecimientos del recinto festivo", que durará hasta la finalización de las fiestas el próximo 26 de agosto, según informan desde el Consistorio.

En este dispositivo participan dos veterinarios y dos ayudantes que se encargan de realizar las inspecciones sanitarias a los distintos establecimientos del recinto festivo.

Hasta el momento, los responsables han calificado de "excelente" la situación higiénico-sanitaria de las txosnas de la Aste Nagusia y han informado de que la Policía Municipal lleva decomisados 60 kilos de carne en puestos ilegales de venta ambulante, sobre todo de pinchos morunos.

La concejala del Área, Yolanda Díez, ha comentado a los medios que el Ayuntamiento es "muy exigente" con la seguridad alimentaria y la limpieza, y que todas las txosnas "han sacado una nota extraordinaria" en las inspecciones realizadas.

"Son espacios que se montan en poco tiempo pero que respetan todas las condiciones higiénicas. Hay seguridad de que los productos están manipulados correctamente y que tienen una trazabilidad", ha remarcado.

Díez ha apuntado que las deficiencias menores que se suelen presentar y después corregir están relacionadas con la temperatura de conservación de los alimentos, la separación del pan de los espacios donde se cortan alimentos crudos, que los productos de limpieza estén en los recipientes higiénicos adecuados y el estado de las instalaciones y los materiales y superficies donde se manipulan los productos.

VOLVER ARRIBA
Uso de Cookies Cerrar

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.