JUEVES, 18 de julio 2019, actualizado a las 6:34

JUE, 18/7/2019 | 6:34

PROFESIONALES

La atención psicológica ante el duelo se abre paso en la Veterinaria

Distintas empresas y organizaciones del sector veterinario están reivindicando la importancia de la atención psicológica a los clientes que han perdido sus mascotas

GALERIA

La atención psicológica ante el duelo se abre paso en la Veterinaria

Distintas empresas y organizaciones del sector veterinario están reivindicando la importancia de la atención psicológica a los clientes que han perdido sus mascotas

Francisco Ramón López - 08-02-2019 - 12:10 H

En Reino Unido se ha formado el primer directorio de duelo de mascotas que ofrecerá cursos a veterinarios para reforzar el apoyo psicológico que brindan a sus clientes, un tipo de formación que va cogiendo fuerza en el sector de la medicina humana en España pero que aún no se ha abordado al mismo nivel en España.

Y es que según un estudio del departamento de ciencias animales de la Universidad de Hawai, hasta un tercio de los dueños siente dolor más de seis meses después de la muerte de su mascota, y un 12% afirma que este hecho supuso un suceso traumático e indeleble en sus vidas.

Para su estudio, la universidad entrevistó a 106 dueños de animales domésticos en una clínica de la zona, de los cuales el 52% había perdido a su mascota por causas naturales y el 37% había tenido que recibir eutanasia debido a una enfermedad.

La promotora de la iniciativa ha sido la terapeuta de mascotas y asistente de veterinaria, Carrie Ball, que en una entrevista al diario 'Vet Times' defiende que la profesión debería hacer más para apoyar a los clientes que han perdido a sus animales. Asimismo, Ball explica que los veterinarios podrán recurrir también al directorio para ofrecer a los clientes servicios como programas de apoyo ofrecidos por psicólogos especializados y organizaciones.

La inspiración de Ball para esta iniciativa fueron algunas situaciones que vivió durante sus años de ejercicio, durante los que descubrió que algunos clientes no recibían una atención adecuada para paliar su sufrimiento tras la muerte de sus mascotas.

“A lo largo de los años he visto a dueños que han salido de la clínica con un folleto para el crematorio en la mano o el número de la Cruz Azul (una organización benéfica de bienestar animal) garabateado en una nota adhesiva, lo que no es suficiente”, manifiesta.

La Cruz Azul es una de las asociaciones británicas que ofrecen un servicio de atención psicológica en Reino Unido, junto a otras asociaciones como Cats Protection, la Sociedad Británica de Caballos, la Fundación por el Bienestar Animal de la Asociación Británica de Veterinarios o la asociación de bienestar equina World Horse Welfare.

Sin embargo, en España no es un servicio tan extendido, más allá de algunos casos concretos como el del grupo de trabajo en duelo y pérdidas del Colegio Oficial de Psicología de Catalunya, que también atiende a dueños de mascotas, o la consulta psicológica zaragozana Espacio Ítaca.

“Si bien la pérdida de mascotas fue vista como una novedad hace años, ahora se reconoce como una necesidad”, sostiene la terapeuta, que insta a la profesión a que “haga más” por los clientes que han perdido a su mascota para que no se vean “abandonados”. “El final de la muerte no significa el final de la responsabilidad”, concluye.

VOLVER ARRIBA
Uso de Cookies Cerrar

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.