MIÉRCOLES, 6 de julio 2022, actualizado a las 5:39

MIÉ, 6/7/2022 | 5:39

PROFESIONALES

El Día de la Leishmaniosis llega en un mes de junio con temperaturas anormalmente altas

Este 1 de junio se celebra el Día de la Leishmaniosis, con el que arranca un mes en el que empieza un verano meteorológico que traerá temperaturas más elevadas de lo normal, según la Agencia Estatal de Meteorología

El 1 de junio se celebra el Día de la Leishmaniosis y comienza el verano meteorológico, que estará marcado por las altas temperaturas.
El 1 de junio se celebra el Día de la Leishmaniosis y comienza el verano meteorológico, que estará marcado por las altas temperaturas.

El Día de la Leishmaniosis llega en un mes de junio con temperaturas anormalmente altas

Este 1 de junio se celebra el Día de la Leishmaniosis, con el que arranca un mes en el que empieza un verano meteorológico que traerá temperaturas más elevadas de lo normal, según la Agencia Estatal de Meteorología

Jorge Jiménez - 01-06-2022 - 08:23 H - min.

Tras una primavera y un mes de mayo con temperaturas altas, la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) prevé que el verano meteorológico, que comprende los meses de junio, julio y agosto, tenga unas temperaturas más elevadas de lo normal y con precipitaciones por debajo de la media.

En este contexto, con una alta probabilidad de que las temperaturas superen la media, llega este 1 de junio, en el que se celebra el Día de la Prevención de la Leishmaniosis. Esta enfermedad zoonósica es transmitida por flebotomos, que actúan como vectores y que proliferan precisamente gracias a las altas temperaturas.

Por lo tanto, la predicción de la Aemet tiene implicaciones tanto desde el punto de vista de la salud humana como la animal, ya que la leishmaniosis es una enfermedad compartida y su principal reservorio son los perros y estos son el animal de compañía preferido de los españoles.

España ya fue protagonista del mayor brote de leishmaniosis de la historia de Europa, que ocurrió en Fuenlabrada en el año 2009, actuando en aquella ocasión los conejos y las liebres como reservorios de la enfermedad.

Aquel brote, sirvió para que los sistemas de vigilancia sanitaria tuvieran en cuenta a otros reservorios de leishmaniosis más allá de los perros. No obstante, estos últimos continúan siendo objeto de vigilancia por las autoridades sanitarias, sirviendo, en el caso de los perros de refugios, como centinelas contra la enfermedad.

De hecho, recientemente, un estudio publicado por investigadores de la Universidad Complutense de Madrid y de la Comunidad de Madrid detectó una seroprevalencia estable de leishmaniosis en perros de refugios en el periodo de 2006 al 2018, aunque destacaban una tendencia ligeramente creciente en los últimos años estudiados.

LA SEROPREVALENCIA DE LEISHMANIOSIS CANINA SE MANTIENE ESTABLE

Esa estabilidad en la seroprevalencia parece mantenerse, según ha explicado a Animal’s Health el jefe de Área de Vigilancia de Riesgos Ambientales en Salud de la Consejería de Sanidad de la Comunidad de Madrid, el veterinario Fernando Fúster.

Y es que, explica que las seroprevalencias obtenidas en los años posteriores a ese estudio (2019, 2020 y 2021) indican una cierta estabilidad, aunque en el último año el Covid-19 dificultó la toma de muestras arrojando un ligero incremento, que el veterinario califica de “no significativo”.

Para conocer la seroprevalencia, las autoridades sanitarias de Madrid analizan una serie de muestras de los perros de refugios en primavera y en verano. Así, en 2019 la seroprevalencia de leishmaniosis en muestras tomadas a perros en primavera fue del 8,4% y en verano del 6,7%.

En 2020, la seroprevalencia de las muestras de primavera fue del 6,1% y del 6,7% en verano; y en el año 2021, cuando se recibieron menos muestras por culpa de la pandemia de Covid-19, la seroprevalencia en primavera fue de 9,5% y en verano del 4,3%.

Estos datos no son para alarmarse”, subraya Fúster, destacando la estabilidad en la seroprevalencia de leishmaniosis en perros y apuntando que no se debe bajar la guardia con otros reservorios como conejos y liebres, para que no vuelva a producirse un brote como el de Fuenlabrada, aunque, según indica, la enfermedad en humanos parece estar también bastante controlada.

Respecto al aumento de las temperaturas que previsiblemente se vivirá este verano en España y su repercusión en la proliferación de flebotomos, el jefe de Área de Vigilancia de Riesgos Ambientales en Salud explica que, en ocasiones, la subida de los mercurios sí que propicia una mayor presencia de estos vectores.

De este modo, señala que la red de vigilancia de flebotomos de la Comunidad de Madrid ha llegado a detectar incrementos en el número de estos mosquitos en situaciones de altas temperaturas.

LA SANIDAD ANIMAL SE VUELCA PARA COMBATIR LA LEISHMANIOSIS

Dada la relevancia que tiene la leishmaniosis para humanos y animales, la industria de sanidad animal se ha volcado en su prevención y tratamiento. Así, para concienciar sobre la importancia de proteger a las mascotas contra la enfermedad zoonósica, del 30 de mayo al 5 de junio está teniendo lugar la ‘IV Semana de la lucha frente a la leishmaniosis’.

Esta semana, que celebra cada año MSD Animal Health, tiene el objetivo de que las familias que convivan con perros se conciencien sobre la protección de la mascota frente a la leishmaniosis durante los 12 meses del año, ya que el aumento de las temperaturas ha provocado que el flebotomo vector esté activo durante más meses al año.

En esta misma línea, la compañía veterinaria Calier también ha dirigido sus esfuerzos en tratar de explicar el riesgo que supone la leishmaniosis tanto para animales como para humanos, publicando una serie de recomendaciones para la prevención de esta enfermedad en los perros, insistiendo en la protección de los animales que habiten en zonas endémicas con repelentes contra el flebotomo.

Además de la concienciación de los propietarios de perros, desde el sector de la salud animal se está ofreciendo formación a los veterinarios para dotarles de todas las herramientas posibles para combatir la enfermedad.

De esta manera, este 1 de junio a las 15 horas, con motivo del Día contra la Leishmaniosis, Fatro ofrece un webinar titulado ‘Cuándo y cómo tratar la leishmaniosis canina’, en el que el veterinario experto en la enfermedad Xavier Roura, abordará, entre otros temas, el uso de la inmunoterapia.

El 1 de junio al mediodía LETI Pharma celebra un webinar donde se conversará con el profesor de la Facultad de Veterinaria de la Universidad de Murcia, Eduardo Berriatua, sobre ‘Epidemiología de la leishmaniosis en Europa: el camino hacia un abordaje One Health’. En el webinar, la catedrática del Departamento de Sanidad Animal de la Facultad de Veterinaria de la Universidad Complutense de Madrid, Guadalupe Miró, abordará la parte clínica de la enfermedad en animales y personas.

Asimismo, compañías como Elanco Animal Health contribuyen en la investigación para avanzar en la lucha contra esta enfermedad. En su caso, Elanco ha colaborado recientemente con Hospital Clinic Veterinari de la Universidad Autónoma de Barcelona en un proyecto en el que se ha desarrollado por primera vez un método relativamente sencillo y económicamente factible para secuenciar el genoma completo de la Leishmania, permitiendo así abordar desde distintas perspectivas los factores que influyen en el desarrollo de la enfermedad.

Paralelamente a todas estas iniciativas, las compañías del sector de la salud animal ofrecen a los veterinarios una amplia gama de productos con los que hacer frente a la enfermedad. Es el caso de Virbac, que para la prevención de la leishmaniosis dispone del collar antiparasitario Prevendog y sus pipetas Effitix, que protegen contra el flebótomo.

En el ámbito de la prevención, destacan además propuestas como Ataxxa de LabianaPets, la solución spot-on para perros de la marca, que ha ampliado sus indicaciones, incluyendo también un efecto repelente contra el flebotomo.

Por su parte, Virbac dispone de herramientas de diagnóstico para los veterinarios como Speed Leish K, que ofrece una detección rápida de anticuerpos circulantes frente a kinesinas de Leishmania infantum. Por último, la compañía también cuenta con Milteforan, una solución oral para el tratamiento de la leishmaniosis canina.

VOLVER ARRIBA