MARTES, 6 de diciembre 2022, actualizado a las 2:43

MAR, 6/12/2022 | 2:43

PROFESIONALES

“Desconcierto” de los veterinarios de Castilla y León ante la actitud del nuevo consejero de Agricultura

Desde el Sindicato de Veterinarios de Castilla y León han mostrado su perplejidad ante las declaraciones del nuevo consejero de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural sobre los programas de saneamiento ganadero

De izda a dcha: Gerardo Dueñas, consejero de Agricultura de Castilla y León, y Manuel Martínez, presidente del Sindicato de Veterinarios de Castilla y León.
De izda a dcha: Gerardo Dueñas, consejero de Agricultura de Castilla y León, y Manuel Martínez, presidente del Sindicato de Veterinarios de Castilla y León.

“Desconcierto” de los veterinarios de Castilla y León ante la actitud del nuevo consejero de Agricultura

Desde el Sindicato de Veterinarios de Castilla y León han mostrado su perplejidad ante las declaraciones del nuevo consejero de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural sobre los programas de saneamiento ganadero

Redacción - 27-05-2022 - 08:00 H - min.

Están siendo días de cambios en Castilla y León tras las incorporaciones de nuevos consejeros en el Gobierno, algo que parece estar afectando a la sanidad animal y a la veterinaria.

De hecho, el director general de Producción Agrícola y Ganadera, aún no ha sido sustituido tras su cese, un vacío al que suma la dimisión de Olga Mínguez, jefa de Servicio de Sanidad Animal de la región, tal y como adelantó Animal’s Health.

Ante esta situación de incertidumbre, el Sindicato de Veterinarios de Castilla y León (SIVECAL-USCAL) ha emitido un comunicado en el que señalan haber estado observando “entre atónitos y preocupados, las últimas noticias que se están produciendo desde la Consejería de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural, particularmente desde que tomó posesión del cargo el actual consejero Gerardo Dueñas y posteriormente el resto del equipo directivo excepto el director general de Producción Agrícola y Ganadera que, lamentablemente, a fecha actual sigue vacante”.

“El espectáculo dio comienzo con las declaraciones del consejero en varios foros con respecto a la lucha contra la tuberculosis bovina, con afirmaciones del tipo 'la tuberculosis bovina no es un problema de salud pública' o manifestando su intención de cambiar los protocolos de lucha contra la enfermedad, abandonando la idea de 'erradicar' la tuberculosis bovina cambiándola por la táctica del control”, critican.

Desde el Sindicato de Veterinarios de Castilla y León recuerdan al consejero que el Programa Nacional de Erradicación de la Tuberculosis Bovina incluye una serie de actuaciones e intervenciones veterinarias encaminadas a terminar con esta enfermedad, cuya aparición no solo es un problema de salud pública, "al contrario de la opinión del consejero, si no que lastra el comercio de animales vivos y sus productos poniendo en riesgo la viabilidad de las explotaciones bovinas".

“Erradicar la tuberculosis bovina es un mandato de la Comisión Europea y necesaria para el libre comercio, siendo por tanto obligatoria para que los Estados Miembros puedan comerciar sus animales y productos”, apuntan.

Asimismo, señalan que desconocen “quién asesora al consejero". "No queremos creer que sea él mismo el que ha tomado la decisión, dada su nula formación en la materia, pero le hace un flaco favor al sector bovino de Castilla y León, que hasta la fecha era mirado con envidia por otras Comunidades Autónomas”, añaden.

TIRAN POR TIERRA AÑOS DE TRABAJO DE LOS VETERINARIOS

La situación se agrava aún más con la desagradable noticia aparecida ayer de la dimisión de la jefa de Servicio de Sanidad Animal. La ganadería de Castilla y León no puede permitirse ni un minuto más este tipo de declaraciones y consecuencias que menoscaban el trabajo realizado por los veterinarios de la Junta de Castilla y León, tiran por tierra años de trabajo y dejan a los propios funcionarios que dependen de él a la altura del betún”, lamentan.

Además, destacan que “gracias al impecable trabajo técnico que se ha venido realizando estos últimos años en materia de sanidad animal por todos los técnicos de la Consejería, tanto funcionarios como personal contratado, la ganadería de Castilla y León se ha situado en unos estándares elevadísimos de calificación sanitaria de sus explotaciones”.

“Por otro lado, lamentamos que hasta ahora solo se hayan nombrado para el equipo directivo de la Consejería ingenieros agrónomos, que sin duda deben tener presencia, pero no toleramos que se desprecie a la profesión veterinaria dejándola fuera de los foros de decisión de la Consejería”, subraya el sindicato en el comunicado.

También, indican que “la reputación de la profesión veterinaria no puede ser ninguneada, y máxime en las circunstancias actuales que desgraciadamente hemos vivido con la pandemia de la Covid-19 y en la que se ha puesto de manifiesto la importancia del concepto ‘One Health’ en las políticas de salud pública en la que se engloban tanto la sanidad y bienestar animal, como la salud medioambiental y la seguridad de toda la cadena agroalimentaria”.

“Quizá la dificultad para nombrar al nuevo director general de Producción Agrícola y Ganadera resida en la imposibilidad de poner al frente a alguien que se pliegue, en la aplicación de la normativa sanitaria, a los caprichos de este equipo que gobierna la Consejería, cuestión que podría poner en aprieto al propio director”, apuntan.

LOS VETERINARIOS VIGILARÁN QUE SE APLIQUE LA NORMATIVA EN SANIDAD ANIMAL

Desde el sindicato de veterinarios de Castilla y León advierten que estarán “vigilantes en la aplicación de la normativa en materia de sanidad animal de obligado cumplimiento y denunciaremos cualquier interferencia en el trabajo de los Servicios Veterinarios Oficiales de la Consejería de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural, cuya actuación hasta la fecha actual ha sido modélica”.

No vamos a tolerar que la política se entrometa en la técnica y en la ciencia, y que la rentabilidad de las explotaciones ganaderas y la salud pública de los castellanos y leoneses se vea en riesgo por el antojo político de una persona que ha puesto a sus funcionarios en una situación muy comprometida por adular los oídos a algunos grupos de irresponsables ganaderos. Por fortuna, la inmensa mayoría de los ganaderos de Castilla y León tienen cada vez más formación, trabajan con enorme responsabilidad y profesionalidad y son cada vez más esenciales, como lo han demostrado a lo largo de toda la pandemia. Para ellos pedimos el máximo apoyo institucional y medios técnicos y económicos suficientes y adecuados para hacer frente a los efectos negativos colaterales inherentes a las campañas oficiales de saneamiento ganadero”, aseguran.

Dicho esto, exigen que se tenga en cuenta a la profesión veterinaria, que se eviten declaraciones públicas que dañan la profesionalidad y buen hacer de los veterinarios de Castilla y León y que se incorporen veterinarios al equipo directivo de la Consejería "a la mayor brevedad posible, en una proporción adecuada al peso de la ganadería de Castilla y León que en producción final supone un porcentaje mayor que la producción agrícola".

“Finalmente, queremos recordar que, en nuestro afán de garantizar la salud pública, como ya hemos indicado, velaremos constantemente por el cumplimiento estricto de la base legal que como funcionarios debemos acatar”, concluyen desde el sindicato veterinario.

VOLVER ARRIBA