LUNES, 23 de septiembre 2019, actualizado a las 17:49

LUN, 23/9/2019 | 17:49

PROFESIONALES

Desarrollan una impresora 3D que crea tejido animal para sanar heridas

La nueva impresora 3D que genera tejidos supone un avance para la medicina veterinaria y, con el paso del tiempo, podrá ser utilizada en pacientes humanos

GALERIA

Desarrollan una impresora 3D que crea tejido animal para sanar heridas

La nueva impresora 3D que genera tejidos supone un avance para la medicina veterinaria y, con el paso del tiempo, podrá ser utilizada en pacientes humanos

Alfonso Neira de Urbina - 23-11-2018 - 12:55 H

La empresa Prometheus es una startup de innovación, fundada por investigadores de la Universidad de Parma (Italia), cuyo objetivo es reproducir tejidos humanos en 3D para la investigación farmacológica y, que en un futuro, esta tecnología pueda ser utilizada en los trasplantes con pacientes humanos.

La tecnología de Prometheus abre un camino de halagüeñas posibilidades en el campo de la medicina. El punto fuerte de esta empresa es la impresora biológica 3D, una máquina con la capacidad de modelar de forma controlada células humanas, manteniéndolas vivas durante todo el proceso de impresión. Todavía falta tiempo para la utilización de esta tecnología en cirugías humanas, aunque se prevé que podrá ser usado en trasplantes, pero en el ámbito de la salud animal ya puede ser utilizado y ha dado buenos resultados.

Concretamente, la primera aplicación de esta impresora biológica 3D es en el ámbito veterinario. El primer producto de Prometheus es Ematik, que en un principio está enfocado a las operaciones con animales, concretamente en los casos en los que los veterinarios se enfrenten a la cura de heridas cutáneas de difícil sanación.

Ematik, en tan solo 40 minutos, a través de una muestra de sangre del paciente, logra realizar una segunda piel, que acelera y mejora la calidad de la regeneración de las heridas. Es más, en los ensayos clínicos realizados con éxito se ha demostrado que el tiempo de sanación se ha reducido a la mitad, en comparación con otros productos utilizados, reduce el dolor y, además, elimina las cicatrices.

Por ahora, la impresora biológica 3D solo tiene una aplicación veterinaria, pero con el paso del tiempo se espera que pueda ser utilizada en test médicos y farmacológicos e, incluso, en operaciones de trasplante en seres humanos.

VOLVER ARRIBA
Uso de Cookies Cerrar

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.