DOMINGO, 8 de diciembre 2019, actualizado a las 13:31

DOM, 8/12/2019 | 13:31

PROFESIONALES

Andalucía incluye una nueva figura en el control de la carne de caza

Se trata de la “persona cazadora formada”, que podrá realizar el reconocimiento del cuerpo del animal para observar características indicativas de posibles riesgos sanitarios. Esta figura se regula por primera vez en Andalucía mediante un decreto aprobado por el Consejo de Gobierno autonómico

GALERIA

Andalucía incluye una nueva figura en el control de la carne de caza

Se trata de la “persona cazadora formada”, que podrá realizar el reconocimiento del cuerpo del animal para observar características indicativas de posibles riesgos sanitarios. Esta figura se regula por primera vez en Andalucía mediante un decreto aprobado por el Consejo de Gobierno autonómico

Ángel Espínola - 19-09-2018 - 13:00 H

El Consejo de Gobierno de la Junta de Andalucía ha aprobado la nueva regulación de las condiciones sanitarias de la carne de caza para consumo humano, que sustituye a la vigente desde 1991 y se adapta a la normativa europea y a los últimos conocimientos científicos sobre esta materia.

Una de las principales novedades de esta normativa, según resalta la Junta, es la regulación por primera vez en Andalucía de la "persona cazadora formada", que podrá realizar el reconocimiento del cuerpo del animal y, en su caso, de las vísceras extraídas, para observar características indicativas de posibles riesgos sanitarios.

Según el texto del proyecto de decreto, esta figura, que es distinta a la del veterinario, se define como la “persona presente en la actividad cinegética con la formación necesaria para realizar el primer examen sobre el terreno de las piezas de caza” y, según la Junta, está prevista en la normativa europea.

Si bien, en el caso de que el destino de la carne sea la comercialización, tanto el veterinario como la persona cazadora formada serán los responsables de llevar a cabo el primer examen que se realiza en el campo. “Si se trata de carne para autoconsumo, se deberá contar con un local específico de reconocimiento de caza”, indica el Ejecutivo andaluz en un comunicado.

El decreto regula también los requisitos de formación necesarios para estos controles. Los exámenes se llevarán a cabo dos veces al año, uno de ellos en los 15 días previos a la fecha del inicio del periodo hábil para la caza de ciervo y jabalí.

De esta forma, el decreto, “refuerza la seguridad alimentaria e introduce medidas de simplificación de trámites”, regula los requisitos de salud pública sobre higiene y controles sanitarios que se aplican tanto en la comercialización en establecimientos como en el autoconsumo, “así como los relativos a las funciones de los veterinarios”.

En lo que respecta a la simplificación administrativa, la principal novedad es la unificación de las distintas autorizaciones de tipo medioambiental y sanitario. Todas ellas serán tramitadas por las autoridades competentes en materia de salud pública.

Finalmente, el decreto actualiza el diagnóstico de detección de la triquina en el control sanitario que realizan los veterinarios, con la implantación de la denominada "digestión artificial", que es método de referencia europeo.

VOLVER ARRIBA
Uso de Cookies Cerrar

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.