JUEVES, 24 de septiembre 2020, actualizado a las 20:56

JUE, 24/9/2020 | 20:56

PROFESIONALES

Piden 22 años de prisión para los agresores de un veterinario

Dos hermanos cordobeses se enfrentan a 22 años de prisión por agredir a un veterinario y, presuntamente, querer acabar con la vida del mismo por ordenar el cierre de una explotación ganadera

Audiencia Provincial de Córdoba
Audiencia Provincial de Córdoba

Piden 22 años de prisión para los agresores de un veterinario

Dos hermanos cordobeses se enfrentan a 22 años de prisión por agredir a un veterinario y, presuntamente, querer acabar con la vida del mismo por ordenar el cierre de una explotación ganadera

Redacción - 21-02-2019 - 13:45 H

Dos hermanos cordobeses pasarán a ser juzgados por la Sección Segunda de la Audiencia Provincial de Córdoba tras ser acusados de intentar matar a un veterinario de la Oficina Comarcal Agraria de Pozoblanco (OCA).

Los agresores se enfrentan a penas de prisión que pueden llegar hasta los 22 años por los presuntos delitos de atentado contra un funcionario público, intento de homicidio y daños a la oficina comarcal.

En el escrito de la acusación particular de la Fiscalía, que recoge un diario local, se relata que los hermanos implicados en este caso agredieron al inspector veterinario que ordenó el cierre de la explotación ganadera familiar cuya titularidad recae en la persona de la madre de los sujetos.

Según señala la Fiscalía, la notificación de cierre de la explotación fue notificada a la madre. Como consecuencia de dicha notificación los dos hermanos se dirigieron a la OCA de Pozoblanco el día 24 de agosto de 2016 sobre las 10:30 horas.

Cuando llegaron a la oficina, entraron en la misma de manera brusca buscando al inspector veterinario que se encontraba en la tercera planta, lugar de trabajo habitual del funcionario.

Una vez localizaron al veterinario, según señalan desde el Ministerio Público, le abordaron desde atrás y le propinaron puñetazos, golpes y empujones hasta que lograron llevarlo hasta la barandilla de la escalera de la tercera planta donde, supuestamente, pretendían acabar con su vida lanzándolo escaleras abajo.

Ante los gritos de “estás muerto, te vamos a matar, a mi madre no le amenazas nunca más”, varios testigos presentes ante la escena socorrieron al veterinario, el cual se salvó de caer al vacío gracias a su intervención.

Habiendo conseguido zafarse de ellos, la víctima comenzó a bajar la escalera donde uno de los acusados le propinó una patada y le hizo caer rodando por las escaleras. Posteriormente continuaron golpeando al veterinario.

Finalmente, abandonaron la OCA no sin antes golpear las puertas y romper los cristales de la oficina.

VOLVER ARRIBA
Uso de Cookies Cerrar

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.