JUEVES, 20 de junio 2024

JUE, 20/6/2024

GANADERÍA  |  PORCINORUMIANTESAVICULTURAEQUINO

Veterinarios españoles detectan por primera vez Brucella en garrapatas de jabalíes

Los investigadores sugieren que su estudio proporciona evidencia de que la contribución de los vectores artrópodos debe considerarse en la epidemiología de la brucelosis en la fauna silvestre

Hasta el momento no se había detectado Brucella en garrapatas de jabalí.
Hasta el momento no se había detectado Brucella en garrapatas de jabalí.

Veterinarios españoles detectan por primera vez Brucella en garrapatas de jabalíes

Los investigadores sugieren que su estudio proporciona evidencia de que la contribución de los vectores artrópodos debe considerarse en la epidemiología de la brucelosis en la fauna silvestre

Francisco Ramón López - 16-01-2024 - 14:28 H - min.

La brucelosis es una enfermedad sanitaria y económicamente relevante que afecta a los seres humanos, el ganado y la fauna silvestre. En este sentido, recientemente investigaciones en otros países han sugerido que las garrapatas podrían actuar como vectores, portadores a largo plazo y amplificadores de Brucella.

Teniendo esto en cuenta, un grupo de investigadores del Centro de Vigilancia Sanitaria VISAVET de la Universidad Complutense de Madrid (UCM), de la Facultad de Veterinaria de la UCM y de la Consejería de Sanidad de la Comunidad de Madrid ha llevado a cabo un estudio para conocer la situación en España.

En este estudio, se recolectaron garrapatas de ungulados hospedadores silvestres que vivían en 41 reservas de caza de la Comunidad de Madrid durante un período de 6 años, se agruparon y se examinaron para detectar Brucella spp. por PCR.

Con el objetivo de correlacionar la presencia de ADN de Brucella spp. en garrapatas con infecciones en ungulados silvestres huéspedes, se analizaron muestras de hígado de ungulados silvestres fallecidos provenientes de las reservas de caza que mostraron un resultado positivo para Brucella en garrapatas utilizando un ELISA comercial. En total, se analizaron 229 grupos de garrapatas: 176 en jabalí (76,8%), 40 en ciervo (17,4%), 7 en muflón (3,06%) y 6 en gamos (2,62%).

En el estudio, el 5,17% de las garrapatas Dermacentor recolectadas de jabalíes durante el período de 6 años fueron positivas para Brucella. Todas las garrapatas positivas fueron del género Dermacentor (Dermacentor marginatus o Dermacentor reticulatus) y fueron recolectadas de jabalíes. Además, en las reservas de caza en las que se recogieron garrapatas positivas para Brucella sólo se encontraron jabalíes seropositivos.

En este punto, los autores destacan que, hasta donde saben, Brucella no se había detectado antes en garrapatas de jabalí. Es más, exámenes moleculares similares no lograron detectar Brucella en garrapatas de jabalí de Hungría.

SOLO LOS JABALÍES DIERON POSITIVO A BRUCELLA

“Nuestros resultados mostraron que, en ungulados salvajes distintos del jabalí, las garrapatas no parecen desempeñar un papel potencial en la transmisión de Brucella. De hecho, España se considera libre de brucelosis en pequeños rumiantes”, remarcan.

En cuanto a la evolución a lo largo de los años, las garrapatas recolectadas de jabalíes fueron positivas para Brucella en un porcentaje relativo del 5,10% en 2018 y del 7,59% en 2021 (una prevalencia durante los 6 años del 5,17%). Asimismo, la ELISA mostró resultados positivos en tres jabalíes procedentes de dos de siete cotos de caza (28,5%) con PCR positiva para Brucella en garrapatas.

“Demostramos que hay jabalíes infectados con Brucella en reservas de caza en las que se encuentran garrapatas positivas para Brucella que parasitan a los jabalíes, lo que sugiere que se debe considerar que las garrapatas desempeñan un papel en la epidemiología de la brucelosis en los jabalíes”, señalan.

Asimismo, apuntan que sus resultados también sugieren el valor de las garrapatas para monitorear Brucella en la fauna silvestre, como se hace para otros patógenos transmitidos por vectores.

“El ADN de Brucella spp. se ha podido detectar en las garrapatas Dermacentor que parasitan a los jabalíes que viven en reservas de caza que albergan jabalíes seropositivos para Brucella spp. Este estudio proporciona evidencia de que la contribución de los vectores artrópodos debe considerarse en la epidemiología de la brucelosis en la fauna silvestre”, concluyen.

VOLVER ARRIBA