SÁBADO, 19 de septiembre 2020, actualizado a las 17:36

SÁB, 19/9/2020 | 17:36

GANADERÍA  |  PORCINORUMIANTESAVICULTURAEQUINO

Llamamiento mundial ante el riesgo de pandemia por gripe porcina

La OIE, la FAO y la OMS han emitido un comunicado conjunto en el que piden no descuidar la gripe porcina y abordarla desde el enfoque de 'Una sola salud', ante el riesgo de una pandemia

Keith Sumption, veterinario jefe de la FAO.
Keith Sumption, veterinario jefe de la FAO.

Llamamiento mundial ante el riesgo de pandemia por gripe porcina

La OIE, la FAO y la OMS han emitido un comunicado conjunto en el que piden no descuidar la gripe porcina y abordarla desde el enfoque de 'Una sola salud', ante el riesgo de una pandemia

Redacción - 09-09-2020 - 18:10 H

Un informe reciente sobre la circulación de virus de gripe del subtipo A (H1N1) en los cerdos de China con posible potencial zoonósico ha alertado al mundo sobre la posibilidad de una pandemia asociada a la gripe porcina.

El genotipo (1C.2.3) del virus de la gripe porcina había sido reportado previamente por el Instituto de Investigación Veterinaria de Harbin (China) en 2016, y de 2016 a 2018 siguió siendo el genotipo más detectado durante los controles sanitarios de la cabaña porcina de China.

“Aunque hay datos limitados que evalúan las infecciones humanas y la circulación de estos virus en cerdos, se recomienda encarecidamente la conciencia y la vigilancia por varias razones”, dice Keith Sumption, Jefe de Veterinaria de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO).

Asimismo, Sumption asegura que “los virus analizados en el informe reciente de China muestran características asociadas con una mayor capacidad de transmisión zoonósica". "Los virus tienen algunos marcadores genéticos que sugieren la infección humana es posible; pueden replicarse en las células de las vías respiratorias humanas, y pueden propagarse a través de gotitas respiratorias”, asegura.

En un comunicado conjunto, la Organización Mundial de Sanidad Animal (OIE), la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la FAO señalan que es importante que, con los nuevos datos de vigilancia de la gripe porcina actualizados y recopilados por los países, se analicen y se evalúen rápidamente los riesgos a escala mundial, para permitir el seguimiento y descubrir cómo se propagan los virus nuevos y endémicos.

Con el objetivo de facilitar y apoyar esto, la Red OIE-FAO de Expertos en Influenza Animal (OFFLU) aboga por el intercambio oportuno de datos de vigilancia porcina de todas las regiones para garantizar que se aplique un enfoque de 'Una sola salud' para los virus de gripe A emergentes, y que las herramientas de diagnóstico se actualicen periódicamente para detectar una amplia variedad de virus de la gripe, incluidas las cepas emergentes.

Por otro lado, recomiendan que los laboratorios continúen realizando test de gripe porcina de acuerdo con las normas internacionales de la OIE. Y es que varios países han notificado infecciones humanas esporádicas con nuevos virus de influenza, incluidas las cepas de origen porcino, según el Reglamento Sanitario Internacional de la OMS en pasadas décadas, y casos de infecciones humanas por virus de gripe porcina A del genotipo 1C se han informado de Eurasia en los últimos años.

INTERCAMBIO DE DATOS PARA PREPARASE ANTE UNA POSIBLE PANDEMIA

“La publicación continua de datos de secuencias genéticas y el intercambio de muestras de virus de la gripe mediante el Sistema mundial de respuesta y vigilancia de la influenza (GISRS) ha permitido a los especialistas en salud pública y animal evaluar rápidamente los riesgos asociados”, asegura Ann Moen, Jefa de la Unidad de Preparación y Respuesta a la Influenza de la OMS, quien defiende que “una acción así es fundamental para dar forma a medidas de mitigación eficaces y prepararse para una posible pandemia”.

Las autoridades señalan que durante las últimas cuatro décadas han ocurrido casos de transmisión esporádica de virus de gripe entre animales y seres humanos. “Estas infecciones zoonósicas esporádicas nos recuerdan que la amenaza de una pandemia de gripe es persistente. Si bien se ha puesto el foco en la gripe aviar por el riesgo de pandemia, no se debe descuidar tampoco a la gripe porcina”, advierten.

En este sentido, recuerdan que en el 2009 la pandemia H1N1 fue causada por una cepa del virus de la gripe porcina que llegó a los humanos y se extendió por todo el mundo. “Es importante identificar los virus de gripe emergentes en poblaciones porcinas e investigar su potencial para infectar a los seres humanos”, apuntan.

Desde la OIE, FAO y OMS se persigue contribuir a esto ayudando a comprender la complejidad y diversidad de la interacción entre humano y animal en diferentes regiones, cada una de ellas con diferentes capacidades de vigilancia sobre la salud humana y animal.

“La gripe porcina no es una enfermedad de la lista de la OIE y, por lo tanto, no requiere notificación a la misma por parte de las autoridades veterinarias. Sin embargo, debido al riesgo pandémico asociado con virus de la gripe animales, existe la necesidad de una vigilancia continua y una evaluación de riesgos de las cepas en poblaciones de cerdos”, afirma Matthew Stone, director general adjunto de la OIE.

COOPERACIÓN INTERNACIONAL BAJO EL ENFOQUE DE UNA SOLA SALUD

A través de la asociación internacional entre la OIE, la FAO, la OMS y la contribución de diferentes laboratorios, las variantes emergentes de la gripe que pueden ser de preocupación para la salud pública o animal pueden ser identificados y marcadas para una mayor atención. “Vigilamos continuamente los cambios en la circulación de cepas del virus de la gripe en poblaciones animales de todo el mundo”, aseguran en el comunicado las tres organizaciones.

También, indican que el desarrollo candidatos vacunales contra la influenza A zoonósica, coordinado por la OMS sigue siendo un componente esencial de la estrategia mundial de preparación ante una pandemia. Esta preparación depende de un seguimiento continuo mediante la vigilancia de los animales, incluidas las poblaciones porcinas y la notificación oportuna de infecciones humanas.

El Centro Colaborador de la OMS en China (CDC) ha informado previamente infecciones humanas por otras variantes del virus de la gripe 1C A (H1N1), incluidos dos virus recientes con una genotipo 1C.2.3 similar. Un candidato de vacuna de un virus similar al 1C.2.3 (similar al de la gripe aviar euroasiática) ha sido desarrollado por el Centro Colaborador de la OMS en China para el desarrollo de vacunas humanas con fines de preparación para una pandemia.

Las autoridades señalan que los conocimientos adquiridos a partir de la cooperación internacional bajo el amparo del concepto de Una sola salud, destacado en el informe tripartito Compromiso (2017) y la Estrategia mundial contra la influenza de la OMS, permite a los expertos de la salud humana y animal realizar evaluaciones de riesgos oportunas, actualizar las pruebas de diagnóstico y los reactivos de diagnóstico, anticipar los requisitos de los componentes de la vacuna y desarrollar planes de respuesta para eventos presentes o futuros.

VOLVER ARRIBA
Uso de Cookies Cerrar

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.