SÁBADO, 17 de agosto 2019, actualizado a las 16:44

SÁB, 17/8/2019 | 16:44

POLÍTICA

Limpieza urbana, alternativa a multas por no recoger heces de perro

Desde el Ayuntamiento de Madrid informan de que en los últimos tres años 1.156 personas han sustituido el pago de las multas por no recoger los excrementos de perros, entre otros cargos, por tareas de limpieza urbana.

GALERIA
Rita Maestre, portavoz de la Junta de Gobierno de Madrid.

Limpieza urbana, alternativa a multas por no recoger heces de perro

Desde el Ayuntamiento de Madrid informan de que en los últimos tres años 1.156 personas han sustituido el pago de las multas por no recoger los excrementos de perros, entre otros cargos, por tareas de limpieza urbana.

Redacción - 26-04-2019 - 15:00 H

En los últimos tres años un total de 1.156 personas han sustituido el pago de sanciones por no recoger los excrementos de las mascotas, además de otros cargos como el hecho de orinar en la calle o de hacer grafitis, por una prestación ambiental, según informa Rita Maestre, portavoz de la Junta de Gobierno de Madrid, después de que esta aprobara el nuevo contrato de servicios de tutelaje y seguimiento de esta prestación sustitutoria.

La mayoría de las infracciones contra la ordenanza de Limpieza de Espacios Públicos y Gestión de Residuos corresponden a la no recogida de excrementos caninos, junto con el hecho de orinar en espacios públicos, tirar residuos derivados del consumo privado que ensucian la vía públicas, realizar pintadas y grafitis, y dañar el mobiliario urbano.

Estas medidas alternativas están dirigidas a fomentar conductas proactivas en materia de limpieza y de gestión de residuos, que eviten en último lugar la degradación de los espacios públicos. Por ello, la Junta de Gobierno madrileña ha autorizado un gasto plurianual de 668.823 euros para el contrato de servicios de tutelaje y seguimiento de la prestación ambiental sustitutoria, con la que se persigue la concienciación del infractor a través de la pedagogía, a la vez que se restituye a la comunidad los daños o perjuicios que se le ha ocasionado.

De acuerdo con dicho contrato, los participantes en el programa efectuarán actuaciones básicas de limpieza, como el barrido manual y la limpieza de elementos de mobiliario urbano.

Ya en junio de 2016, el Ayuntamiento de Madrid puso en marcha un plan piloto que conmutaba las multas económicas relacionadas con el incumplimiento de la ordenanza de Limpieza por medidas alternativas en beneficio de la comunidad. En ese primer proyecto piloto, realizado del 15 de junio al 17 de diciembre de 2016, participaron 50 personas, de las que 10 estaban sancionadas por no recoger excrementos de perro.

VOLVER ARRIBA
Uso de Cookies Cerrar

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.