SÁBADO, 30 de mayo 2020, actualizado a las 17:23

SÁB, 30/5/2020 | 17:23

POLÍTICA

Extremadura confía en los veterinarios ante un brote de leishmaniosis

El consejero de Sanidad de Extremadura, José María Vergeles, ha enviado una carta a los veterinarios para que extremen las precauciones con los propietarios de mascotas, después de que en el municipio de Ahillones se hayan detectado cuatro casos de leishmaniosis humana en los últimos meses. Los veterinarios, sin embargo, no están de acuerdo con las recomendaciones de la Consejería

El consejero de Sanidad de Extremadura, José María Vergeles.
El consejero de Sanidad de Extremadura, José María Vergeles.

Extremadura confía en los veterinarios ante un brote de leishmaniosis

El consejero de Sanidad de Extremadura, José María Vergeles, ha enviado una carta a los veterinarios para que extremen las precauciones con los propietarios de mascotas, después de que en el municipio de Ahillones se hayan detectado cuatro casos de leishmaniosis humana en los últimos meses. Los veterinarios, sin embargo, no están de acuerdo con las recomendaciones de la Consejería

Redacción/EFE - 13-07-2018 - 14:00 H

El consejero de Sanidad de Extremadura, José María Vergeles, ha tranquilizado a los vecinos del municipio pacense de Ahillones, tras los cuatro casos de leishmaniosis humana registrados en la localidad en los últimos meses, pues ha destacado que Salud Pública trabaja para que "esto se controle".

Vergeles ha indicado, además, que si bien la situación en Ahillones tiene la consideración de brote, porque existen varios casos agrupados en esa población, la realidad es que 2018 "es de los años que menos leishmaniosis tenemos en Extremadura", pues ha habido otros en los que se han dado nueve o diez casos por toda la región.

Pese a ello, el consejero considera que se tiene que actuar en el campo de la prevención y por ello el área de Salud de Llerena-Zafra ha distribuido folletos y una carta entre los veterinarios para establecer las medidas de precaución correspondiente.

Se recomienda por tanto que las personas de esta zona se protejan de la picadura de los mosquitos, que pueden transmitir la enfermedad, con la utilización de repelentes o mosquiteras, y no trabajen en las horas en que éstos más proliferan, en las primeras horas de la mañana y últimas del día.

José María Vergeles ha apelado también a la responsabilidad que puede tener la administración local para fumigar si hay más mosquitos de lo habitual, aunque ha especificado que no quiere decir con ello que este sea el caso de Ahillones.

PROTEGER A LOS PERROS DE LA LOCALIDAD

Igualmente, ha dicho, tienen que actuar los veterinarios, "porque esto es una zoonosis, es decir una enfermedad que se puede transmitir de animales al hombre y por lo tanto los perros de esa localidad tienen que estar protegidos" con los collares antiparasitarios contra la leishmaniosis.

Según recoge el diario Hoy, en la carta enviada a los veterinarios, la Consejería de Sanidad extremeña, se apunta a que los perros infectados deben ser eliminados o puestos en tratamiento. Si bien, el presidente del colegio de Veterinarios de Badajoz, José-Marín Sánchez Murillo, cree que no es necesario sacrificar a los perros, porque “es cierto que los tratamientos de leishmaniosis en perros no son curativos, pero es verdad también que controlamos la enfermedad y que el animal puede morir de mayor sin ningún problema. Solo es cuestión de someterlo a controles periódicos que el veterinario sabrá", indica en declaraciones al medio local.

VOLVER ARRIBA
Uso de Cookies Cerrar

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.