MIÉRCOLES, 1 de diciembre 2021, actualizado a las 19:43

MIÉ, 1/12/2021 | 19:43

POLÍTICA

España insiste: El ganado de los dos buques rechazados no tenía lengua azul

El Ejecutivo ha defendido la eficacia de las autoridades españolas en la gestión de los buques de ganado español rechazados por Turquía y Libia y señala que las patologías detectadas estaban relacionadas con un viaje prolongado

Imagen de archivo de transporte de ganado.
Imagen de archivo de transporte de ganado.

España insiste: El ganado de los dos buques rechazados no tenía lengua azul

El Ejecutivo ha defendido la eficacia de las autoridades españolas en la gestión de los buques de ganado español rechazados por Turquía y Libia y señala que las patologías detectadas estaban relacionadas con un viaje prolongado

Redacción - 21-06-2021 - 09:51 H

A comienzos de año, Turquía y Libia rechazaron el desembarco de dos buques de transporte de terneros procedentes de España por reticencias sobre la posibilidad de que saliesen del país infectados por la enfermedad de la lengua azul.

En este sentido, el 21 de abril, la diputada del Grupo Parlamentario Popular en el Congreso Milagros Marcos Ortega preguntó por escrito al Gobierno sobre el rechazo de estos animales, si se había detectado algún tipo de enfermedad en ellos y qué medidas tomaría el Ejecutivo para evitar situaciones similares en el futuro.

Ahora, el Congreso de los Diputados ha publicado la respuesta del Gobierno a las preguntas realizadas por la diputada popular en la que explican que en la inspección de ambos buques se pudo constatar que los animales presentaban diversas patologías asociadas a un viaje prolongado, pero no asociadas a epizootias.

“No se detectó ninguna enfermedad que justificara el rechazo por el país de destino. El rechazo turco fue motivado por un supuesto riesgo de lengua azul, por la única razón de proceder de la región de Aragón, a pesar de cumplir con los requisitos del acuerdo bilateral de exportación alcanzado entre Turquía y España, y proceder de zonas libres y estar a más de 150 km del foco más cercano”, señalan desde el Gobierno.

De hecho, explican, en la inspección de los buques no se encontraron animales con sintomatología compatible con lengua azul, ni ninguna otra epizootia de repercusión en el comercio internacional.

Por otra parte, en cuanto a la normativa sobre protección de los animales durante su transporte, se informa que en 2020 se recibieron 33 comunicaciones de otros Estados miembros señalando alguna deficiencia en transportes de ganado que tenían como origen España. Aunque es la primera ocasión en que se produce la devolución de un buque de ganado.

Asimismo, remarcan que el rechazo vino ocasionado por una interpretación unilateral de las condiciones de exportación por parte de las autoridades turcas, no achacable a un problema de certificación español, o a una deficiencia en el manejo por parte de los exportadores.

BLOQUEADAS LAS EXPORTACIONES DE GANADO A TURQUÍA

“Aun así, y a fin de evitar que incidentes de este tipo se repitan, se han bloqueado, temporalmente, las exportaciones a Turquía; y, con Libia se ha establecido un nuevo procedimiento de exportación, incluyendo la prenotificación de cada envío”, afirman.

En cuanto a protección de los animales durante su transporte, el Gobierno asegura que se está elaborando un proyecto de Real Decreto para actualizar y completar la normativa nacional vigente, que ayude a las autoridades competentes y al sector a un mejor cumplimiento de la normativa básica, comunitaria.

"Si bien los controles son efectivos y suficientes, como ratificó la propia Comisión Europea tras la auditoría realizada por la Oficina Veterinaria y Alimentaria (FVO) en 2019, se están revisando los procedimientos de trabajo en los puertos autorizados a fin de constatar su adecuado funcionamiento", explican.

Además, la Unión Europea está llevando a cabo una revisión de la legislación sobre bienestar animal y en este marco la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA) ha puesto en marcha una consulta pública para recabar las opiniones de las partes interesadas en su evaluación científica sobre el bienestar de los animales durante el transporte en la Unión Europea. Esta evaluación servirá de apoyo a la actual revisión de la legislación sobre bienestar animal que lleva a cabo la Comisión Europea.

“No hay razones que justifiquen un mala imagen de nuestro país pues la actuación de las autoridades españolas ha sido eficaz, y se han podido aportar suficientes garantías a los países importadores como para que estas exportaciones no se vean restringidas. De hecho, ningún país tercero ha adoptado esta medida”, concluye la respuesta del Gobierno.

VOLVER ARRIBA
Uso de Cookies Cerrar

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.