VIERNES, 24 de mayo 2024

VIE, 24/5/2024

MASCOTAS

Los veterinarios recuerdan que el american bully se considera perro potencialmente peligroso en la Comunidad Valenciana

El Colegio de Veterinarios de Valencia ha aclarado que la raza no está incluida como Perro Potencialmente Peligroso, pero al tratarse de un híbrido de dos razas potencialmente peligrosas se considera como tal

El american bully es una raza estadounidense, relativamente nueva, con origen en 1980.
El american bully es una raza estadounidense, relativamente nueva, con origen en 1980.

Los veterinarios recuerdan que el american bully se considera perro potencialmente peligroso en la Comunidad Valenciana

El Colegio de Veterinarios de Valencia ha aclarado que la raza no está incluida como Perro Potencialmente Peligroso, pero al tratarse de un híbrido de dos razas potencialmente peligrosas se considera como tal

Redacción - 15-05-2024 - 14:00 H - min.

El american bully es una raza estadounidense, relativamente nueva, con origen en 1980, que no se reconoció hasta diez años más tarde y que proviene de la mezcla entre el american pit bull terrier, el american staffordshire terrier y el staffordshire bull terrier.

Recientemente, ha sido noticia debido a que Reino Unido prohibió una variante de esta raza, el american bully XL, debido a varios ataques registrados en el país en los últimos años.

Los bullies son animales criados de forma específica que han sido buscados por criadores americanos, por lo que los parámetros que definen la raza no están completamente definidos. Esto explica que existan variantes entre unos y otros en los diferentes ejemplares que ha dado de sí la raza.

Desde el Colegio de Veterinarios de Valencia, han explicado que su raza no está incluida como Perro Potencialmente Peligroso (PPP) en la Comunidad Valenciana, pero han aclarado que, al tratarse de un híbrido de dos razas potencialmente peligrosas, se considera como tal.

Por tanto, es obligatorio para el propietario (responsable legal), inscribirlo en el Registro Informático Valenciano de Identificación Animal (RIVIA), y contar con una licencia de tenencia PPP y con un seguro de responsabilidad civil, teniendo que cumplir con todos los requisitos legales.

Además, señalan que, debido a sus características morfológicas, propias de este tipo de perros y “valorando que el espíritu de la ley es la prevención y protección de la integridad física y los bienes de las personas ante animales que pueden constituir una amenaza o riesgo potencial, la ley dispone una serie de medidas cautelares que pretenden minimizar los riesgos”.

En este caso, se incluyen algunas medidas en este sentido, como son la obligatoriedad del uso del bozal y de la correa de menos de 2 metros, en lugares públicos. “Si eres dueño de un american bully y tienes cualquier duda sobre este tema, consulta a tu veterinario y sabrá cómo aconsejarte”, concluyen.

VOLVER ARRIBA