MIÉRCOLES, 27 de mayo 2020, actualizado a la 1:32

MIÉ, 27/5/2020 | 1:32

MASCOTAS

Los traumatismos pueden dejar secuelas en los ojos de los perros

Durante la época estival, los perros pueden sufrir toda clase de accidentes e incluso infecciones. Todos estos factores pueden hacer que desarrolle el síndrome de Horner, un trastorno que se manifiesta en sus ojos

Los traumatismos pueden dejar secuelas en los ojos de los perros

Los traumatismos pueden dejar secuelas en los ojos de los perros

Durante la época estival, los perros pueden sufrir toda clase de accidentes e incluso infecciones. Todos estos factores pueden hacer que desarrolle el síndrome de Horner, un trastorno que se manifiesta en sus ojos

Javier López Villajos - 07-08-2018 - 11:00 H

Que los ojos de los perros son extremadamente sensibles es un hecho constatado por numerosos expertos. Por ello hay que prestar especial atención a determinadas patologías como el llamado "síndrome de Horner", un trastorno neurológico que se manifiesta en uno o en los dos ojos, afectando con más predisposición a los Golden Retriever adultos.

El síndrome de Horner puede originarse a raíz de una mordedura, un traumatismo o tras los efectos de una otitis, entre otras causas. Sin embargo, Paloma Toni Delgado y Xavier Raurell, veterinarios pertenecientes a la Asociación de Veterinarios Españoles Especialistas en Pequeños Animales (AVEPA), subrayan en un documento la importancia de conocer el origen, ya que de ello depende el tratamiento que el animal necesita.

Entre sus síntomas, el perro que padece este síndrome tiene dificultades para contraer los músculos faciales debido a la existencia de un fallo de comunicación del sistema nervioso. Otras de las manifestaciones de este síndrome son que una parte del párpado del animal se prolapsa hasta cubrir parte del ojo mientras que la pupila se contrae y enrojece también. Y en conjunto, el ojo parece más pequeño al estar hundido en la cuenca. Dado que estos síntomas pueden confundirse con otras dolencias, los expertos recomiendan llevar al perro al veterinario donde tendrá que pasar por un exhaustivo examen neurológico y oftalmológico, seguido de radiografías, ecografías y resonancias magnéticas.

RECOMENDACIONES

Para evitar que el perro contraiga dicho síndrome, los expertos recomiendan practicar una buena y cuidadosa higiene de los oídos del animal, evitando que cualquier tipo de infección se propague por esta vía ya que las conexiones del sistema nervioso pueden verse sensibilizadas.

Por otro lado, hay que vigilar que el animal no sufra ningún tipo de ataque por parte de otro perro así como accidentes ya que un traumatismo de esas características podría desarrollar el síndrome de Herner en sus ojos.

Pero si a pesar de estas recomendaciones, se observa cualquier tipo de inflamación, secreción y mal olor, acompañados de continuos movimientos de cabeza y rascado compulsivo, hay que acudir de inmediato al veterinario para evitar que el animal contraiga una infección.

Esta información es meramente orientativa. En Animal’s Health, le recordamos que, ante cualquier duda, lo mejor es que lleve a su mascota al veterinario.

VOLVER ARRIBA
Uso de Cookies Cerrar

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.