VIERNES, 24 de mayo 2019, actualizado a las 0:52

VIE, 24/5/2019 | 0:52

MASCOTAS

Los peligros escondidos en el hogar para los animales de compañía

Los veterinarios americanos han publicado una guía en la que figuran múltiples sustancias o elementos peligrosas para la salud de las mascotas que se encuentran en la mayoría de los hogares. La guía también está disponible en español

GALERIA
Entre las sustancias peligrosas para la salud de los animales de compañía, los veterinarios alertan del chocolate, pero también de otros elementos dañinos menos conocidos, como el xilitol o la pasta de dientes.

Los peligros escondidos en el hogar para los animales de compañía

Los veterinarios americanos han publicado una guía en la que figuran múltiples sustancias o elementos peligrosas para la salud de las mascotas que se encuentran en la mayoría de los hogares. La guía también está disponible en español

Alfonso Neira de Urbina - 25-04-2019 - 14:37 H

Los hogares de todo el mundo, incluido los españoles, presentan peligros que pueden desencadenar situaciones difíciles, o incluso letales. En este sentido, en las casas se pueden encontrar sustancias y objetos que pueden poner en peligro la salud y la integridad física de las mascotas. Por ello, la Asociación Americana de Medicina Veterinaria (AVMA) ha puesto a disposición de los propietarios una guía (disponible en español) que enumera las sustancias y los elementos del hogar que son perjudiciales para los animales de compañía.

Ante un problema en el hogar, sobre todo en el caso de envenenamientos, AVMA recomienda que no se pierda el tiempo, ya que es oro. En este sentido, al ser un elemento crítico para lograr realizar un tratamiento exitoso, lo más prioritario es acudir al veterinario con la mayor prontitud posible.

Los veterinarios americanos alertan de que hay “una gran variedad de objetos y sustancias que pueden ser fatales si son ingeridos por perros o gatos”, que se encuentran en los hogares y enumeran una serie de elementos y las fatales consecuencias que pueden tener si los animales los ingieren o interactúan con ellos.

En primer lugar, mencionan los peligros que se pueden encontrar los animales de compañía en la cocina. En este sentido divide en tres los elementos potencialmente dañinos: en el caso de los alimentos menciona el café, los alimentos grasosos, el té, el chocolate, el aguacate, el alcohol, masas leudadas —aquellas fermentadas por levaduras—, las uvas y las pasas, la sal, las nueces de macadamia, la cebolla, el ajo y el xilitol. Posteriormente hace referencia a los productos de limpieza, que tiene un apartado propio, al igual que los insecticidas y los raticidas.

No solo en las cocinas las mascotas pueden ingerir sustancias que son letales para ellos, lo mismo ocurre con  los peligros que se esconden en el baño. Quienes conviven con animales, especialmente perros y gatos, deben tener especial cuidado con los medicamentos humanos, ya que estos fármacos pueden  hacer enfermar gravemente a las mascotas.

La gúia señala que nunca se debe suministrar un fármaco si no lo ha indicado un veterinario y, además, hay que tener cuidado con dejarlos al alcance de sus patas. Los medicamentos que suponen un mayor peligro para los animales de compañía, y que pueden ser encontrados en muchos hogares, son los antiinflamatorios no esteroides como la aspirina, el ibuprofeno o naproxeno, el acetaminofeno, la píldoras para adelgazar, las vitaminas, los medicamentos antigripales, los antihistamínicos, todos los fármacos que requieran receta y los antidepresivos.

Asimismo, recomiendan dejar fuera del alcance de los animales domésticos los jabones, tanto de baño como de manos, las pastas dentífricas y las cremas solares, productos que les pueden provocar malestar estomacal, vómitos o diarreas a las mascotas. Para terminar con el cuarto de baño, recomiendan cerrar la tapa del inodoro para que la ingesta de ese agua no irrite el tracto digestivo de los animales de compañía.

En cuanto a los peligros que hay en el resto de habitaciones, uno de los mayores riesgos es la ingesta de bolas de alcanfor, de las cuales una sola unidad tiene la capacidad de enfermar a un gato o a un perro, y las que contienen naftalina, que pueden provocar cuadros clínicos muy graves e, incluso, la muerte. Los productos utilizados para mejorar el olor ambiental, los del tabaco, las monedas y las pilas alcalinas también pueden ser peligrosos para las mascotas si son ingeridos.

OTROS PELIGROS PARA LOS ANIMALES DE COMPAÑÍA

En cuanto a los garajes, patios y jardines, los veterinarios alertan del potencial peligro que suponen los anticongelantes, los herbicidas, los insecticidas y la gasolina, así como los productos químicos, que en el caso de que las mascotas pueden entrar en contacto con sus patas e intoxicarse al lamerse las extremidades.

Las pinturas y los disolventes son elementos cuya toxicidad es conocida, pero lo que no es tan conocido es que hay una gran variedad de plantas, tanto de interior como de exterior, que son muy populares, comunes y tóxicas para las mascotas. Entre ellas destacan los lirios (especies de Lilium y Hemerocllis), que son muy tóxicos para los gatos hasta en pequeñas dosis; también son peligrosos el lirio del valle, la adelfa, el tejo, la dedalera, y el kalanchoe, que pueden causar problemas cardíacos.

Por otro lado, la AVMA alerta también de las palmas Sago (especie de Cycas); las azaleas, los rododendros, los bulbos de los tulipanes y los narcisos, pueden incluso matar al animal; las semillas de ricino, el cyclamen, el amaryllis, los crisantemos, los potos, la hiedra inglesa, el filodendro, la planta del maíz, la lengua de suegra, el hibiscus, las hortensias, los espatifilos y la cheflera, que pueden provocar problemas intestinales; las hojas de ruibarbo y el trébol, que pueden producir insuficiencia renal, así como los hongos, entre otros.

Por último, en la guía se puede encontrar información sobre las precauciones que se deben tomar al tener un ave, sobre todo en temas respiratorios y ambientales; sobre los peligros en las fiestas así como de otros riesgos para las mascotas, como es el caso de la marihuana y otros narcóticos, que en el caso de ser ingeridos por los animales de compañía se recomienda acudir rápidamente al veterinario para que reciba tratmiento lo antes posible.

VOLVER ARRIBA
Uso de Cookies Cerrar

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.