DOMINGO, 23 de septiembre 2018, actualizado a las 3:01

DOM, 23/9/2018 | 3:01

MADRID

MASCOTAS

El exceso de legañas en los perros puede ser indicativo de una alergia

Los expertos recomiendan examinar el estado de las legañas en los perros ya que un exceso de secreción o el cambio de su color puede ser síntoma de una afección más grave

GALERIA

El exceso de legañas en los perros puede ser indicativo de una alergia

Los expertos recomiendan examinar el estado de las legañas en los perros ya que un exceso de secreción o el cambio de su color puede ser síntoma de una afección más grave

Javier López Villajos - 10-07-2018 - 14:00 H

Durante el verano, los perros se exponen a diferentes condiciones adversas que ponen en riesgo su salud. Sin embargo, un detalle tan insignificante en apariencia como es la producción excesiva de legañas puede ser indicativo de que el perro está sufriendo una reacción alérgica, entre otras posibles causas a las que hay que poner atención.

Los profesionales del Centro Clínico Veterinario Armando Solís de Oviedo explican que, al igual que los humanos, las mascotas producen legañas como un mecanismo natural para limpiar sus ojos, si bien razas de perro como los San Bernardo o los Carlino son más propensas a generar legañas.

La cuestión, apuntan los expertos, es la acumulación o exceso de legañas. Los profesionales recomiendan adoptar una rutina diaria basada en limpiar, con una gasa empapada en suero fisiológico, los ojos del animal. Con este gesto no se deberían producir ni acumular más legañas durante ese mismo día pero de ser así, es probable que el perro esté experimentando algún tipo de trastorno ocular.

DETECCIÓN Y ACTUACIÓN

No hay más que fijarse en el color del surco que dejan tras de sí las legañas al caer por el lagrimal del perro. Los profesionales indican que si las legañas son de un color blanco o transparente, puede ser indicativo de que el perro está sufriendo algún tipo de reacción alérgica por efecto del polvo o la introducción de un cuerpo extraño en su cavidad ocular donde sólo queda realizar una limpieza más profunda de los ojos del animal.

Sin embargo, de volverse amarillenta y verdosa, este tipo de secreciones puede ser síntoma de una conjuntivitis, la cual puede generar irritación ocular, inflamación de la zona, una molesta picazón, sensibilidad a la luz o dificultad para abrir y cerra los ojos con normalidad. Dado este último caso, los expertos recomiendan llevar al perro al veterinario puesto que necesitará un tratamiento más complejo que una simple limpieza de ojos.

Esta información es meramente orientativa. En Animal’s Health le recordamos que, ante cualquier duda, lo mejor es que lleve a su mascota al veterinario.

VOLVER ARRIBA
Uso de Cookies Cerrar

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.