DOMINGO, 20 de septiembre 2020, actualizado a las 6:33

DOM, 20/9/2020 | 6:33

MASCOTAS

El cambio de estación favorece la neumonía en los gatos

Los expertos señalan que unas condiciones meteorológicas adversas pueden causar una inflamación de los pulmones en los gatos

El cambio de estación favorece la neumonía en los gatos

El cambio de estación favorece la neumonía en los gatos

Los expertos señalan que unas condiciones meteorológicas adversas pueden causar una inflamación de los pulmones en los gatos

Javier López Villajos - 18-10-2018 - 12:00 H

Los cambios de temperatura influyen en la cantidad de patógenos que se concentran en el aire y también en la propia resistencia del sistema inmunológico del animal frente a éstos. Es por ello que los cambios de temperatura propios del cambio de estación favorece la aparición de la neumonía en los gatos.

Los profesionales de la clínica veterinaria María J. Cabeza explican que la neumonía es “una inflamación del tejido pulmonar que puede comprometer a los bronquios”, siendo los gatos más propensos a contraerla que los perros, al estar expuestos a toda clase de agentes contaminantes como el humo, alérgenos y cuerpos extraños. Con todo, los expertos clasifican la neumonía según las zonas del pulmón afectadas, siendo la bronconeumonía, que afecta en los bronquios, de los casos más frecuentes que llegan a la clínica veterinaria, cuando ni la mucosa de las fosas nasales puede frenar el avance del contagio.

POSIBLES CAUSAS

Los veterinarios advierten que la neumonía también puede originarse como efecto secundario de otras enfermedades como el asma, la insuficiencia cardíaca o procesos endocrinos que producen una bajada de las defensas, además de otros factores condicionantes como la desnutrición, una mala higiene oral y la sensibilidad que ofrece el sistema inmune de los cachorros y los gatos mayores.

SINTOMATOLOGÍA

En cualquiera de los casos, los profesionales señalan que la neumonía puede manifestar una gran variedad de síntomas entre los que se incluyen la tos y la dificultad para respirar. De agravarse, el animal puede experimentar fatiga, jadeo, fiebre e inapetencia.

TRATAMIENTO

Los veterinarios deben proceder a tratar al animal midiendo su temperatura, las constantes vitales, la frecuencia cardíaca, el grado de hidratación y el color de las mucosas.

Habitualmente, el tratamiento pasa por el ingreso del animal con el fin de monitorizarle además de auscultarle con regularidad. De esta manera, los expertos pueden detectar secreciones, colapsos, torsiones o derrames entre otros para asegurarse de estabilizar al gato.

Las analíticas de sangre y las radiografías completarán la información del estado cardiopulmonar y la oxigenación del animal. En algunos casos, puede que tengan que tomar muestras y realizar un cultivo. Y de confirmarse la infección, se procedería a la administración de un tratamiento antibiótico.

Con todo, los expertos advierten de que la neumonía suele ser un proceso lento que puede tardar en dar la cara y que, de no tratarse a tiempo, afecta gravemente a la respiración del gato.

Esta información es meramente orientativa. En Animal’s Health le recordamos que, ante cualquier duda, lo mejor es que lleve a su mascota al veterinario.

VOLVER ARRIBA
Uso de Cookies Cerrar

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.