DOMINGO, 25 de agosto 2019, actualizado a las 13:09

DOM, 25/8/2019 | 13:09

MASCOTAS

Alertan de la falta de privacidad en collares inteligentes para mascotas

Un estudio ha detectado que los dispositivos electrónicos que integran algunos productos para mascotas como collares llegan a recoger hasta 4 veces más datos de los dueños que de las mascotas

GALERIA
Perro con un collar inteligente.

Alertan de la falta de privacidad en collares inteligentes para mascotas

Un estudio ha detectado que los dispositivos electrónicos que integran algunos productos para mascotas como collares llegan a recoger hasta 4 veces más datos de los dueños que de las mascotas

Francisco Ramón López - 09-08-2019 - 12:58 H

El mercado de los ‘wearables’ —dispositivos electrónicos portátiles que integran algunos productos para mascotas como collares— está en auge. De hecho, la firma de estudios de mercado Grand View Research, estima que alcanzó los 1.800 millones de dólares en 2018 (1.607 millones de euros), y que seguirá creciendo por encima del 10% hasta 2025.

Estos productos ayudan a los dueños a realizar un seguimiento de la localización y las actividades diarias de sus animales. También permiten el monitoreo de la frecuencia cardíaca y las frecuencias respiratorias, así como de patrones de descanso o la quema de calorías, por ejemplo.

Aunque todas estas funcionalidades pueden resultar positivas para los propietarios de animales de compañía, una una nueva investigación llevada a cabo por el grupo de Ciberseguridad de la Universidad de Bristol ha descubierto que estos dispositivos recopilan más datos sobre los propietarios que de sus mascotas.

Los investigadores detectaron que los ‘wearables’ no siempre son respetuosos con la privacidad de los dueños y sus datos, y que podrían ser utilizados para crear perfiles personales en los dueños de animales de compañía.

"El deseo del consumidor de brindar el mejor cuidado para sus mascotas combinado con el marketing de estos dispositivos puede generarles una falsa sensación de seguridad", explica Dirk van der Linden, investigador principal del proyecto.

Y es que Van der Linden sostiene que "es el propietario el usuario real del producto, y los datos recopilados del usuario de la mascota tienen implicaciones de privacidad para los humanos".

"El acceso a los datos de actividad de las mascotas podría usarse para crear perfiles sobre los dueños de las mismas, con implicaciones que van desde ladrones que saben cuándo acercarse a un hogar hasta compañías de seguros que podrían investigar los perfiles de salud de los dueños de mascotas a través de la actividad de sus perros", advierte.

En el estudio, los investigadores analizaron los datos capturados por 19 dispositivos portátiles que actualmente están disponibles. Lo que descubrieron es que los datos recopilados sobre el dueño de la mascota son cuatro veces más altos que los del animal.

También detectaron una falta de claridad por parte de las compañías en explicar a sus clientes qué tipos de datos se almacenan. También encontraron que solo seis de los 19 dispositivos cumplen con el Reglamento General de Protección de Datos (GDPR) europeo.

En este sentido, descubrieron que 7 de los 19 dispositivos integraban un GPS que registraba la localización del animal, a pesar en la documentación de privacidad del producto no se indicaba que realizaba tal seguimiento.

VOLVER ARRIBA
Uso de Cookies Cerrar

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.