JUEVES, 22 de agosto 2019, actualizado a las 19:41

JUE, 22/8/2019 | 19:41

GANADERÍA  |  PORCINORUMIANTESAVICULTURAEQUINO

Castilla y León convoca ayudas para conservar siete razas autóctonas

Destinará 120.000 euros para subvencionar el desarrollo de programas de mejora genética o las actividades encaminadas al mantenimiento del libro genealógico de estas razas

GALERIA
Entre las razas que se pretenden conservar está la alistana-sanabresa.

Castilla y León convoca ayudas para conservar siete razas autóctonas

Destinará 120.000 euros para subvencionar el desarrollo de programas de mejora genética o las actividades encaminadas al mantenimiento del libro genealógico de estas razas

Ángel Espínola - 30-07-2018 - 13:30 H

La Consejería de Agricultura y Ganadería de Castilla y León ha publicado en el Boletín Oficial de la autonomía la convocatoria de ayudas destinadas al fomento de las razas autóctonas españolas. La convocatoria para 2018, que podrá solicitarse hasta el 31 de agosto, tiene una dotación de 120.000 euros.

Esta Orden articula las ayudas para las asociaciones de razas autóctonas reconocidas por la Junta de Castilla y León siendo subvencionables las actividades encaminadas al mantenimiento del libro genealógico, la gestión de las razas y el desarrollo de programas de mejora genética. En la actualidad, el número de asociaciones reconocidas es de siete, que agrupan más de 500 explotaciones y 20.700 ejemplares selectos.

Las ayudas contempladas en esta Orden tienen como finalidad preservar la diversidad zoogenética y dar un mayor impulso al mantenimiento y conservación del elevado patrimonio genético que suponen las razas ganaderas autóctonas.

Las razas que pueden solicitar esta ayuda son la alistana-sanabresa, la sayaguesa y la serrana negra en la especia bovina; la ojalada en la ovina, la cabra de las mesetas y el caballo losino y el asno zamorano-leonés dentro de los equinos.

Según recuerda la Junta, los recursos genéticos animales son la raíz de la innovación de la ganadería moderna, al ser la fuente de la que dependen los criadores para obtener variedades y razas mejoradas que proporcionen productos de calidad, contribuir a mantener los sistemas de explotación respetuosos con el medio ambiente y conservar las tradiciones.

“Por todo ello se constituyen en un ejemplo de la multifuncionalidad de la actividad agraria y su valor estratégico debe ser aprovechado y mantenido para las generaciones futuras”.

En las últimas décadas se han puesto en peligro muchas razas ganaderas autóctonas, debido fundamentalmente a la introducción de razas foráneas que ofrecen mayores producciones a costa de su explotación en sistemas intensivos o semintensivos, con los consecuentes impactos en los ecosistemas tradicionales. “Con la finalidad de apoyar a las razas autóctonas, se establecen las ayudas a las entidades o asociaciones oficialmente reconocidas por las comunidades autónomas”, subraya el Ejecutivo autonómico.

VOLVER ARRIBA
Uso de Cookies Cerrar

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.