VIERNES, 30 de julio 2021, actualizado a las 23:08

VIE, 30/7/2021 | 23:08

GANADERÍA  |  PORCINORUMIANTESAVICULTURAEQUINO

Publican el Protocolo 2021 de buenas prácticas para la eutanasia de caballos

La Federación Europea de Veterinarios y la Federación Europea de Asociaciones de Veterinarios de Équidos han publicado el Protocolo de buenas prácticas para la eutanasia de caballos 2021

La FVE ha publicado el Protocolo de buenas prácticas para la eutanasia de caballos 2021.
La FVE ha publicado el Protocolo de buenas prácticas para la eutanasia de caballos 2021.

Publican el Protocolo 2021 de buenas prácticas para la eutanasia de caballos

La Federación Europea de Veterinarios y la Federación Europea de Asociaciones de Veterinarios de Équidos han publicado el Protocolo de buenas prácticas para la eutanasia de caballos 2021

Jorge Jiménez - 14-06-2021 - 10:51 H

La Federación Europea de Veterinarios (FVE) ha publicado conjuntamente con la Federación Europea de Asociaciones de Veterinarios de Equidos (FEEVA) el Protocolo de buenas prácticas FVE / FEEVA para la eutanasia de caballos 2021.

El protocolo es un documento técnico para veterinarios sobre los mejores métodos para llevar a cabo la eutanasia equina y es un anexo a otro texto más amplio, que cubre los aspectos más éticos. Y es que insisten en que cuando los caballos necesitan ser sacrificados, hay varios asuntos a considerar.

“Un método de eutanasia solo es aceptable cuando su efecto está garantizado. Debe causar pérdida del conocimiento antes de un paro cardíaco o respiratorio. La pérdida del conocimiento se puede lograr mediante supresión médica o interrupción mecánica. En segundo lugar, se debe abordar la seguridad humana durante la eutanasia debido a los peligros potenciales y la imprevisibilidad del procedimiento”, explican en el protocolo.

Asimismo, indican, se debe organizar y considerar la eliminación adecuada del cadáver después de la eutanasia antes de seleccionar el método de eutanasia. En general, los veterinarios que realizan la eutanasia deben evaluar e intentar minimizar la angustia de los animales por incomodidad física o del entorno.

“Un caballo debe estar debidamente identificado y se debe verificar el consentimiento del propietario antes de sacrificarlo, excepto en los casos en que el bienestar del animal se vea gravemente comprometido y no se pueda contactar al propietario. La eutanasia siempre debe realizarse de acuerdo con la ley aplicable”, añaden.

Por último, concluyen que los cuidadores de caballos siempre deben ser instruidos sobre las medidas de seguridad y el desarrollo de los acontecimientos antes de que el caballo sea sacrificado.

ACCEDE AL DOCUMENTO TÉCNICO

VOLVER ARRIBA
Uso de Cookies Cerrar

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.