JUEVES, 2 de diciembre 2021, actualizado a las 8:42

JUE, 2/12/2021 | 8:42

EMPRESAS

Los perros con osteoartrosis mejoran su movilidad articular con la radiofrecuencia

La veterinaria experta en rehabilitación Michela Arena ha comparado 5 casos clínicos que desvelan que la radiofrecuencia a 448 kHz de Indiba mejora los rangos de movimiento articular de los perros con osteoartrosis

En los casos clínicos realizaron medición goniométrica (izda) y aplicaron radiofrecuencia con VET 705 de Indiba a los perros.
En los casos clínicos realizaron medición goniométrica (izda) y aplicaron radiofrecuencia con VET 705 de Indiba a los perros.

Los perros con osteoartrosis mejoran su movilidad articular con la radiofrecuencia

La veterinaria experta en rehabilitación Michela Arena ha comparado 5 casos clínicos que desvelan que la radiofrecuencia a 448 kHz de Indiba mejora los rangos de movimiento articular de los perros con osteoartrosis

Redacción - 09-11-2021 - 16:00 H

El dolor asociado a la osteoartrosis (OA) canina provoca un gran impacto sobre la calidad de vida de los perros y la dificultad de su manejo puede estar agravada por la imposibilidad de administrar tratamientos farmacológicos por parte del veterinario clínico, ya que estos animales pueden tener enfermedades sistémicas asociadas.

En la fisioterapia humana se utiliza de manera estándar la radiofrecuencia, como técnica para el tratamiento del dolor y de rehabilitación en general. Sobre el manejo de la osteartrosis también existe una amplia experiencia con la radiofrecuencia como técnica principal que justifica su uso en veterinaria.

Por ello, la veterinaria y experta en rehabilitación animal Michela Arena ha hecho una comparativa de 5 casos clínicos con el objetivo de valorar el efecto de la radiofrecuencia monopolar capacitiva-resistiva (RFMCR) a 448 kHz en el dolor y la rigidez articular en procesos de OA canina.

El estudio lo ha realizado en base a la comparativa de cinco perros, tres de raza grande (2 Golden Retriever y 1 Labrador Retriever) y 2 de raza gigante (un Cruce de Mastín y un Alaska Malamute). Todos los ejemplares estaban afectos por OA de una o varias articulaciones (coxo-femoral, rodilla, codo) con dolor y limitación en el movimiento. En este sentido, el grupo sujeto a estudio estuvo compuesto por 2 hembras y 1 macho, todos ellos esterilizados, y 2 machos enteros.

El diagnostico fue realizado mediante radiografía y una valoración funcional exhaustiva de cada paciente incluyendo la medición goniométrica de los rangos de movimiento articular (ROM) de las articulaciones involucradas.

Para el tratamiento, Arena utilizó un equipo de Radiofrecuencia Monopolar INDIBA® Animal Health, concretamente el VET 705, que trabaja a 448 kHz y que para su aplicación utiliza dos tipos de electrodos: capacitivo (CAP) y resistivo (RES).

En cuanto al protocolo de tratamiento, la veterinaria aplicó la radiofrecuencia en las articulaciones afectadas y músculos relacionados durante 15 minutos. Las sesiones terminaron con aplicación del electrodo RES durante 2 minutos manteniendo el electrodo fijo distal a la articulación para poder realizar la movilización de esta.

Así, la frecuencia del tratamiento ha sido de 2 sesiones en la primera semana y posteriormente de 1 sesión semanal durante un total de cuatro semanas.

MAYOR INCREMENTO DEL RANGO DE MOVIMIENTO ARTICULAR

Transcurrido un mes de tratamiento, con un total de cinco sesiones, todos los pacientes han experimentado una mejoría clara del cuadro clínico y un incremento del ROM entre el 10-15% en las articulaciones afectadas.

Asimismo, Arena destaca que dos de los propietarios ya habían notado una mejoría en el grado de movilidad y de actividad después de la segunda sesión y que todos ellos han reportado un incremento claro de la actividad de sus perros al cabo de un mes de tratamiento, haciendo uno de ellos (Alaska Malamute) hincapié en que “el perro había vuelto a subir las escaleras”.

“Esta técnica ha demostrado ser bien tolerada por los perros y segura para el tratamiento canino ya que los pacientes se han mostrado cómodos y relajados durante las distintas sesiones, no habiéndose reseñado ningún acontecimiento adverso”, apunta Arena.

Por todo ello, la veterinaria concluye que la RFMCR a 448kHz podría representar una herramienta valiosa para el tratamiento del dolor y rigidez articular asociado a la OA canina.

ACCEDE A LA COMPARATIVA DE LOS 5 CASOS CLÍNICOS

VOLVER ARRIBA
Uso de Cookies Cerrar

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.