LUNES, 19 de agosto 2019, actualizado a las 18:16

LUN, 19/8/2019 | 18:16

EMPRESAS

La PPA ya golpea a las empresas de alimentación animal

La multinacional Cargill ha sufrido una caída de sus ingresos en sus cuatro unidades de negocio por, entre otras causas, la Peste Porcina Africana, que ha reducido la demanda de harina de soja debido al sacrificio de cerdos en China

GALERIA

La PPA ya golpea a las empresas de alimentación animal

La multinacional Cargill ha sufrido una caída de sus ingresos en sus cuatro unidades de negocio por, entre otras causas, la Peste Porcina Africana, que ha reducido la demanda de harina de soja debido al sacrificio de cerdos en China

Redacción - 01-04-2019 - 12:00 H

La Peste Porcina Africana (PPA) ya ha afectado negativamente a una empresa de procesamiento de alimentos. Concretamente, la mayor empresa privada de Estados Unidos, Cargill, ha explicado en su informe de resultados de su tercer trimestre fiscal, que terminó el 28 de febrero, que la caída de ingresos de su unidad de negocio de alimentación animal se debe, en parte, a esta enfermedad que afecta a los suidos.

La PPA ha afectado negativamente a las ganancias de la unidad de negocio Origination&Processing. Una de las actividades principales de la compañía estadounidense es el procesamiento de la soja y, aunque en Estados Unidos no hayan tenido ningún problema en la capacidad productiva, la situación comercial entre china y el país norteamericano ha influido negativamente en el negocio, a lo que hay que sumar los sacrificios de cerdos por motivo de la enfermedad.

De hecho, uno de los aspectos, según ha comunicado la empresa, que ha influido negativamente ha sido el hecho de que en China hayan tenido que ser sacrificados cerdos para controlar la propagación de la PPA. China es el principal comprador de soja procedente de Estados Unidos, y aunque la guerra comercial ha disminuido en el tercer trimestre y ha comenzado a comprar productos agrícolas, los volúmenes son mucho más bajos que en el pasado.

Además, el gigante asiático es el mayor mercado de porcino del mundo y la PPA ha mermado su producción, algo que ha influido negativamente en los resultados del negocio de nutrición animal de Cargill. Debido a que los chinos han tenido que sacrificar ejemplares para controlar la PPA, han necesitado menos harina de soja para los piensos de los suidos. Una situación que ha provocado que Cargill tenga menos ingresos, al disminuir la demanda de uno de sus productos, como consecuencia de la enfermedad que tiene en vilo al sector porcino.

Un hecho que señala que la expansión de la PPA tiene el potencial de influir negativa y visiblemente a las empresas de alimentación animal. Está por ver si estos efectos también se harán notar en las empresas españolas, como Nanta, que forma parte de la multinacional holandesa Nutreco y que se hizo con la mayor parte de la producción en nutrición animal de Cargill en España y Portugal en 2009.

VOLVER ARRIBA
Uso de Cookies Cerrar

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.