LUNES, 11 de noviembre 2019, actualizado a las 23:59

LUN, 11/11/2019 | 23:59

EMPRESAS

“El trabajo del ATV es muy exigente, pero es que tiene que serlo”

Los asistentes técnicos veterinarios cumplen diversas funciones dentro de las clínicas, desde atención de clientes hasta asistencia en quirófano, un trabajo que, según explica la técnica Paloma Huertas, es “muy exigente”

GALERIA
Paloma Huerta, ATV en las clínicas veterinarias Faycán y antigua alumna de la Escuela de Veterinaria de Master D

“El trabajo del ATV es muy exigente, pero es que tiene que serlo”

Los asistentes técnicos veterinarios cumplen diversas funciones dentro de las clínicas, desde atención de clientes hasta asistencia en quirófano, un trabajo que, según explica la técnica Paloma Huertas, es “muy exigente”

Jorge Jiménez - 08-11-2019 - 14:50 H

El papel de los asistentes técnicos veterinarios (ATV) en las clínicas cada vez está tomando más relevancia. Recientemente, un estudio los situaba como una pieza fundamental para el buen funcionamiento de las clínicas, algo que el veterinario Francisco Sánchez, propietario de una clínica en Sevilla confirmaba a Animal's Health.

Y es que las funciones que realizan los asistentes dentro de los centros veterinarios son muy diversas y necesarias, según explica a este medio Paloma Huerta, ATV con más de 13 años de experiencia y antigua alumna de la Escuela de Veterinaria de Master D. La asistente actualmente forma parte del equipo de las clínicas veterinarias valencianas Faycán.

“Los ATV tenemos que estar en todo”, apunta Paloma, que además señala la atención a los clientes como una de las labores principales y más importantes de los asistentes. “Somos la primera persona con la que se encuentra el cliente y por lo tanto tenemos en nuestra mano la primera impresión que tiene de la clínica”, añade.

Además, explica que los asistentes realizan en su día a día otros trabajos más técnicos como ayudar a los veterinarios durante las analíticas, las ecografías, o preparando las máquinas de rayos y sujetando correctamente a los animales durante estos procesos, que requieren "de unos conocimientos sólidos y que conllevan una gran responsabilidad".

  • GALERIA

    Los asistentes tienen que ser “especialmente cuidadosos en sus tareas”, ya que, según ha señalado Paloma, “trabajan con vidas de animales”

“El trabajo del ATV es muy exigente, pero es que tiene que serlo, tenemos una gran responsabilidad”, incide Paloma, quien además hace especial mención a lo importante que resulta que los asistentes tengan una buena formación.

En este sentido, remarca que el correcto trabajo del ATV no solo ayuda al veterinario, sino que, por ejemplo, en las consultas, gracias a los conocimientos que tienen los asistentes en materia de manejo y sujeción de animales, hacen que estos se estresen menos durante su visita a la clínica, provocando que el propietario esté más relajado al ver tranquilo a su animal.

Asimismo Paloma hace hincapié en que los asistentes tienen que ser “especialmente cuidadosos en sus tareas”, ya que, según señala “trabajan con vidas de animales”. Por ello, la técnica recalca que “si un ATV no está bien formado no puede trabajar en una clínica”.

“Cada día la figura del auxiliar cobra más importancia, porque cada vez estamos mejor formados”,  insiste. “Mis superiores siempre dicen que si no tuvieran ATV en la clínica estarían descabezados”, concluye Paloma.

VOLVER ARRIBA
Uso de Cookies Cerrar

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.