VIERNES, 20 de mayo 2022, actualizado a las 19:26

VIE, 20/5/2022 | 19:26

GANADERÍA  |  PORCINORUMIANTESAVICULTURAEQUINO

La gripe aviar llega a las granjas de España

La Junta de Castilla y León ha confirmado un foco de influenza aviar de alta patogenicidad H5N1 localizado en una explotación de pavos en Segovia con 18.900 ejemplares, el primero en aves domésticas de 2022

Olga Mínguez, jefa de servicio de Sanidad Animal de la JCyL, y Agustín Álvarez Nogal, director general de Producción Agropecuaria de Castilla y León, durante la rueda de prensa en la que se ha confirmado el foco de gripe aviar.
Olga Mínguez, jefa de servicio de Sanidad Animal de la JCyL, y Agustín Álvarez Nogal, director general de Producción Agropecuaria de Castilla y León, durante la rueda de prensa en la que se ha confirmado el foco de gripe aviar.

La gripe aviar llega a las granjas de España

La Junta de Castilla y León ha confirmado un foco de influenza aviar de alta patogenicidad H5N1 localizado en una explotación de pavos en Segovia con 18.900 ejemplares, el primero en aves domésticas de 2022

Redacción - 18-01-2022 - 13:20 H - min.

Desde comienzos de 2022 se han ido detectando en España varios focos de influenza aviar de alta patogenicidad (IAAP). El primero de los focos tuvo lugar en aves silvestres que miembros del cuerpo de Agentes Rurales de la Generalitat de Cataluña hallaron muertas en el río Segre, en Lleida.

Posteriormente, el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación (MAPA) notificaba el pasado 14 de enero el segundo foco de gripe aviar en aves silvestres, que tenía lugar en Castilla y León, en la provincia de Ávila.

Tan solo 3 días después de este segundo foco, el 17 de enero, se confirmaba un tercero, que también tenía lugar en la comunidad autónoma de Castilla y León, aunque en este caso en la provincia de Palencia.

Hasta el momento, todos los focos de gripe aviar altamente patógena detectados en España correspondían con aves silvestres, pero este martes 18 de enero las autoridades de la Junta de Castilla y León han confirmado la llegada del virus a una granja de pavos con 18.900 ejemplares de 10 semanas de edad en el municipio segoviano de Fuenterrebollo.

El municipio había sido ya incluido por parte autoridades veterinarias de la Junta de Castilla y León dentro de zona de especial vigilancia por influenza aviar, y apuntan que se inició la investigación del foco después de que se comenzaran a sufrir mortalidades anormalmente elevadas en una de las dos naves de la explotación, por lo que el día 14 de enero se recibió notificación de sospecha de influenza aviar.

A esta explotación se desplazaron inmediatamente los Servicios Veterinarios Oficiales de la Consejería de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural, procediendo a la inmovilización cautelar de la explotación avícola. Las muestras se remitieron al Laboratorio Central de Veterinaria de Algete, que ha confirmado la enfermedad este martes 18 de enero.

Localización del foco de gripe aviar en aves domésticas (Fuenterrebollo)

La encuesta epidemiológica realizada en la explotación indica que todas las aves se introdujeron en la granja para su engorde a principios de noviembre de 2021, sin que se hayan producido movimientos de salida de animales de la explotación desde entonces. El posible origen del foco se mantiene bajo estudio, si bien se considera a las aves silvestres como fuente más probable del virus.

Una vez que se ha confirmado el foco, las medidas legales consisten en el sacrificio obligatorio de todos los animales de la explotación afectada y en el establecimiento de una zona de restricción que comprende dos áreas alrededor de la misma: una zona de protección con un radio de 3 kilómetros desde el lugar del brote; y una zona de vigilancia con un radio mínimo de 10 kilómetros desde el lugar del brote.

“Se trata del primer foco de IAAP H5N1 en aves de corral en España, tras la detección de 3 casos previos en aves silvestres en 2022 en las provincias de Lérida, Ávila y Palencia”, indican desde la Junta de Castilla y León en un comunicado.

En la zona de restricción se toman medidas que comprenden la prohibición, con carácter general, de los desplazamientos de aves desde o hacia esa zona, la repoblación de aves de caza, la celebración de ferias, mercados, exposiciones y otras concentraciones de aves. Del mismo modo, hay restricciones a los desplazamientos de huevos para incubar, de consumo y de productos de carne de aves.

Adicionalmente, en toda la zona de restricción, se están desarrollando labores de visita, censado y verificación de sintomatología clínica, así como toma de muestras oficiales en las explotaciones avícolas situadas en esa zona.

A pesar de la alta patogenicidad de los pavos de la explotación avícola afectada, se recuerda que el potencial de transmisión al hombre de este virus es bajo y que, desde la Consejería de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural se están llevando a cabo todas las medidas de revisión de bioseguridad y vigilancia para garantizar la detección temprana de cualquier otro caso.

ACTUACIONES DE VIGILANCIA DE LA CONSEJERÍA

La Consejería de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural, recuerda que habitualmente se realizan labores de vigilancia pasiva en especies silvestres en colaboración con la Consejería de Fomento y Medio Ambiente, monitorizando y controlando la aparición de mortalidades anormales en especies silvestres por parte de agentes medioambientales o visitas sistemáticas por parte de los servicios veterinarios oficiales a los vertederos de mayor afluencia de aves silvestres.

Además, se realiza vigilancia activa en especies silvestres, de las que se han tomado 1.135 muestras durante el año 2021; y en granjas de ponedoras, pollos de engorde, patos, pavos y especies cinegéticas donde el muestreo alcanzó a 550 aves de 32 explotaciones.

Asimismo, los Servicios Veterinarios Oficiales de la Consejería de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural evalúan de forma rutinaria, independientemente de la situación epidemiológica, las medidas de bioseguridad implementadas en el 100% de las explotaciones de gallinas de puesta y un 10% de las explotaciones de pollos pequeños de engorde.

Los dos focos detectados en aves silvestres de Castilla y León, explican, estaban ubicados en zonas de especial vigilancia y especial riesgo, y por tanto estaban siendo sometidas a supervisión oficial y las medidas de bioseguridad exigidas a las explotaciones avícolas ya estaban en marcha (fundamentalmente mantenimiento de las aves sin contacto con especies silvestres).

"Se recuerda la necesidad de reforzar las medidas de bioseguridad en las explotaciones avícolas, especialmente aquellas medidas destinadas a evitar el contacto con aves silvestres, así como reforzar la vigilancia pasiva tanto en explotaciones avícolas como en aves silvestres, notificando a los servicios veterinarios oficiales cualquier sospecha de enfermedad", concluye la Junta.

Localización de los focos de gripe aviar de alta patogenicidad detectados en 2022

VOLVER ARRIBA