MIÉRCOLES, 12 de agosto 2020, actualizado a las 5:04

MIÉ, 12/8/2020 | 5:04

ANIMALADAS

Los perros de apoyo vuelven a los juzgados tras la crisis sanitaria

Los perros de apoyo de Dogtor Animal, que acompañan a los niños inmersos en procesos judiciales de la Comunidad de Madrid, han vuelto a realizar su labor una vez superada la crisis sanitaria del coronavirus

Vanessa Carral, codirectora de Dogtor Animal.
Vanessa Carral, codirectora de Dogtor Animal.

Los perros de apoyo vuelven a los juzgados tras la crisis sanitaria

Los perros de apoyo de Dogtor Animal, que acompañan a los niños inmersos en procesos judiciales de la Comunidad de Madrid, han vuelto a realizar su labor una vez superada la crisis sanitaria del coronavirus

Redacción - 13-07-2020 - 14:57 H

Poco a poco vuelve la normalidad tras superar la peor parte de la crisis sanitaria del coronavirus, también a los juzgados, que han ido volviendo a recuperar su actividad. Esto implica también a niños que se ven involucrados en procesos judiciales.

Estos niños cuentan en los Juzgados de lo Penal y de Familia de la Comunidad de Madrid con la posibilidad de ser acompañados por perros de apoyo adiestrados por Dogtor Animal, una labor que también ha vuelto tras el fin del confinamiento.

Dogtor Animal ha confirmado que la pasada semana ya volvieron a realizar su actividad, además con una novedad, pues ahora también acompañarán a los niños inmersos en procesos en los juzgados de Violencia de Comunidad de Madrid.

En este sentido, Madrid ya anunció en 2014 este proyecto pionero, que cuenta con el respaldo de la unidad de Animal Health de Bayer, y que tiene como objetivo reducir el estrés de los menores que participan en este tipo de procesos.

ANIMALES SELECCIONADOS Y ADIESTRADOS PARA RECONFORTAR A NIÑOS

Según explica Dogtor Animal, uno de sus cometidos es aportar animales seleccionados, adiestrados e incluidos en un proceso de seguimientos veterinarios, conductuales y emocionales para ser una presencia tranquilizadora que humanice el proceso judicial.

Una vez solicitado el recurso, el perro de apoyo acompañado de su técnico irán a buscar al menor a la sala de espera, para reducir los estados de ansiedad y estrés que se producen en ese momento.

A través de las caricias y los besos ofrecidos por el perro de apoyo, así como por actividades, se puede conseguir que el niño sonría y genere un vínculo encontrando un apoyo incondicional y, en último término, que se relaje.

Durante la entrevista, el perro de apoyo judicial se convierte en un facilitador a la hora de obtener la información requerida por el profesional judicial. Para ello, el menor se sentará en un sofá en el que el perro estará colocado a su lado favoreciendo el contacto directo, permaneciendo tumbado con la cabeza apoyada sobre el regazo del pequeño mientras este responde a las cuestiones planteadas por el profesional.

Desde Dogtor Animal destacan la vertiente de investigación que tiene este proyecto, ya que el objetivo es comprobar por un lado cómo los pequeños ofrecen testimonios más detallados y fidedignos con la presencia de los perros de apoyo y, por otro, cómo esta presencia reduce las respuestas de ansiedad que demuestran los menores durante estas testificaciones.

VOLVER ARRIBA
Uso de Cookies Cerrar

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.