MIÉRCOLES, 28 de octubre 2020, actualizado a las 18:22

MIÉ, 28/10/2020 | 18:22

ANIMALADAS

Una película de Disney pone en alerta a los veterinarios británicos

La Asociación Veterinaria Británica muestra su preocupación por el próximo estreno de una película Disney, cuyo protagonista es un perro braquicéfalo. Los veterinarios consideran que estos animales son propensos a padecer muchas enfermedades y temen que el film provoque un aumento de la demanda de estas razas.

Fotograma de la película Patrick
Fotograma de la película Patrick

Una película de Disney pone en alerta a los veterinarios británicos

La Asociación Veterinaria Británica muestra su preocupación por el próximo estreno de una película Disney, cuyo protagonista es un perro braquicéfalo. Los veterinarios consideran que estos animales son propensos a padecer muchas enfermedades y temen que el film provoque un aumento de la demanda de estas razas.

Isabel Gómez - 31-05-2018 - 14:00 H

Los veterinarios de Reino Unido están preocupados por el próximo lanzamiento de Patrick, una película de Disney que tiene como protagonista a un perro de raza pug o carlino, ya que el film podría provocar un aumento de la demanda de perros de estas razas, según denuncia la Asociación Veterinaria Británica.

El Brachycephalic Working Group (BWG), entidad a la que pertenecen clubes de raza, organizaciones benéficas, veterinarias y académicas, ha mostrado su preocupación por esta película, ya que consideran que el animal protagonista es de una raza braquicéfala y este tipo de animales presentan muchos problemas de salud que pueden dañar su bienestar.

El BWG se ha reunido con la compañía Disney para proporcionarle asesoramiento e información sobre "cómo la empresa puede gestionar este interés anticipado en la raza". El objetivo es garantizar que cualquier persona que se esté planteando comprar esta raza de perro investigue primero los cuidados y posibles problemas de salud, costos y atención especializada que estos perros pueden generar.

Disney y Brachycephalic Working Group han acordado así unas medidas para mitigar el posible impacto que pueda tener la película que se estrena el 29 de junio. Las soluciones comienzan por poner un mensaje de bienestar en los créditos de la película que explique los problemas de salud de los pugs o la distribución de folletos a periodistas y al público en los cines de Reino Unido en los que se detalle los problemas de salud y la sugerencia de que la adquisición de estos animales no sea a la ligera.

Tampoco se usarán en marketing imágenes de pugs vestidos con ropa humana, el merchandising de esta película no tendrá objetos de interés del perro protagonista y además el BWG apoyará el desarrollo de un proceso para garantizar que se tenga en cuenta el bienestar animal en futuras películas que tengan como protagonistas animales domésticos.

El vicepresidente de la Asociación Veterinaria Británica, Gudrun Ravetz, ha explicado que la popularidad de los perros de nariz chata se ha incrementado en los últimos años, pero "muchas personas no son conscientes de que su 'bonito' aspecto enmascara problemas de salud graves y que a menudo limitan su vida". Además, también ha aplaudido la participación de Disney con BWG, ya que ha abordado las preocupaciones sobre el interés que puede haber en estos perros después del lanzamiento de la película.

VOLVER ARRIBA
Uso de Cookies Cerrar

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.