LUNES, 23 de septiembre 2019, actualizado a las 21:58

LUN, 23/9/2019 | 21:58

ANIMALADAS

Solo un 8% de arneses de coche para perros son seguros

Investigadores científicos piden pruebas obligatorias de seguridad en los automóviles para los perros y una mayor concienciación sobre los peligros de tener animales de compañía sueltos en el coche

GALERIA

Solo un 8% de arneses de coche para perros son seguros

Investigadores científicos piden pruebas obligatorias de seguridad en los automóviles para los perros y una mayor concienciación sobre los peligros de tener animales de compañía sueltos en el coche

Redacción - 03-09-2019 - 14:40 H

Al hablar de seguridad vial, es comúnmente conocido el peligro que pueden suponer ciertos elementos como el móvil. Ahora una investigación científica desvela la peligrosidad de llevar mal sujeto al perro durante los trayectos en automóvil, y los investigadores alertan de que puede tener las mismas nefastas consecuencias que hablar por teléfono al volante.

Concretamente, una reciente investigación de la Facultad de Veterinaria y Ciencias Animales de la Universidad de Adelaide ha descubierto que dos tercios de los propietarios de Australia atan a sus perros al conducir.

En este sentido, las diferencias en ‘seguridad vial canina’ entre los diferentes segmentos de la población son palpables, tendiendo las personas que no sujetan a los perros durante los trayectos a responder al perfil de joven, que conduce con poca frecuencia y que tiene un perro grande.

En este sentido, la mayor parte de los propietarios usaron un arnés y una correa unidos a una hebilla del asiento y el perro viajó en el asiento trasero. Sin embargo, NRMA Insurance ha descubierto que de los 25 arneses que ha testado, solo dos (el 8%) sujetaron de forma segura el muñeco con el que se probaron. Algo que, señalan, dificulta que los dueños de perros escojan el mejor sistema.

La investigación también encontró diferencias geográficas a la hora de llevar el perro en el coche, dentro de su ámbito de estudio enmarcado en la monarquía oceánica.

En cuanto a lo peligroso que puede ser llevar al perro suelto o mal sujeto durante un viaje en coche, la autora principal de la investigación y experta en comportamiento animal, bienestar y ética Susan Hazel ha explicado que los perros son una distracción potencial tan grave como utilizar un teléfono móvil.

“Tener un perro sin restricciones en un automóvil puede conducir a la distracción del conductor. Conocemos el vínculo entre los teléfonos móviles y la distracción al volante; pero dar palmaditas o darse la vuelta para mirar al perro probablemente sea igual de malo”, ha sentenciado Hazel.

“Aún más importante, si su perro no está sujeto y usted tiene un accidente, su perro puede resultar gravemente herido o morir. Si su perro se convierte en un proyectil en un accidente, otras personas en el automóvil pueden sufrir lesiones graves”.

VOLVER ARRIBA
Uso de Cookies Cerrar

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.